La Sangre Altera

Empieza la primavera en el hemisferio sur y les comento a aquellos que no son argentinos ni nunca vivieron en Argentina, que cuando se acerca el comienzo de esta época del año, a la gente en general le cambia el humor: de repente, es como si cambiara el aire, como que todos se ponen alegres ya que saben que se vienen los días lindos que devienen en calor, que devienen, para la inmensa mayoría (sobre todo, niños y jóvenes) en vacaciones.

Supongo que será esa inconsciente cadena de pensamientos lo que hace que el Día de la Primavera se festeje con todo! Los chicos no tienen clase porque, además, se festeja el Día del Estudiante.

En cambio aquí, así como no existe el Día del Amigo, tampoco existe el Día de la Primavera. El primer 21 de marzo que pasé aquí, miraba alrededor, buscaba en los diarios, en la tele… “Pero… hoy empieza la primavera… Nadie se da cuenta?”

Pareciera que no. Pero sí. Pero por otros motivos. La primavera aquí se anuncia que está por llegar y aparecen muchas notas en los medios pero todas tienen que ver con el famoso “Spring Clean”. Es la época del año en que sí, se supone, aquí comienzan los días lindos, con más sol; qué mejor, amigos, para aprovechar y… LIMPIAR!

Entonces en todas las revistas ves consejos de cómo dar vuelta la casa limpiando, qué productos conviene usar, cómo ventilar la casa, etc., etc.,

Los negocios muestran ofertas de artículos de limpieza, las tintorerías te ofrecen precios especiales para lavar los edredones o duvets…

Picnics? Sólo en verano, la primavera aquí es muy otoñal.

Así que para quienes hoy festejan la primavera y les toca trabajar (e irán, seguramente, con algún regalito para los compañeros – porque, no es cierto? también se hacen regalos!) y para quienes hoy descansan, FELIZ PRIMAVERA desde el OTOÑO LONDINENSE!

(Alguien aprovecha la primavera para limpiar a fondo la casa?)