Me Voy De Compras!

Yo tenía mi carrito que me acompañó por unos años. De vez en cuando se hacía el loco y perdía una rueda por el camino o cuando lo subía al colectivo todo gordito de las compras del supermercado.

Ale lo odió siempre porque dice que eso es para las viejas. Ni me importó.

Pero con el tiempo me dí cuenta de que cuando volvía de una compra importante, tenía que turnar los brazos para arrastrarlo (al carrito, no a Ale). Y me cansaba (el carrito, no Ale).

Entonces decidí modernizarme. Y cuidarme la espalda. Hice una especie de investigación de qué opinaba la gente (aquí para cada producto que comprás online podés encontrar referencias tanto positivas o negativas escritas por quienes ya lo compraron) y me moría de risa porque la mayoría era del tipo «se lo compré a mi mamá y está feliz»; «mi madre se acaba de recuperar de la operación de su cadera y no puede estar más contenta», etc.

Ok, Ale, tenés razón. Pero no me importa parecer una jubilada…


Es hermoso! Es rectangular, tiene cuatro ruedas, tiene tapa y costados firmes, con armazón. Es plegable, ecológico, se empuja para adelante… Qué placer!

Hasta estoy pensando en ponerle nombre…

Por sí o por no: Lo usarían ustedes para ir al supermercado?

Selfridge’s


Muchos han oído hablar de Harrod’s pero sobre Oxford Street hay un department store (entre los otros que hay en la misma calle) que se llama Selfridge & Co. pero se lo conoce como Selfridge’s.

Vista de parte de Selfridge’s sobre Oxford Street.

Aquí también se consiguen las marcas más caras y de las que no lo son tanto y es un lindo lugar para comprar o simplemente pasear. Hay lindos salones de té o pequeños restaurants y también hay un Food Hall muy completo.

Parte del Food Hall, la sección golosinas y chocolates.

Lo que caracteriza a Selfridge’s es sus grandes vidrieras o escaparates: siempre siempre están ultra decoradas y producidas.

La entrada principal.

Este año Selfridge’s cumple 100 años y en la primera parte del año las vidrieras estaban decoradas tal cual se decoraban antes, una vidriera por cada década. A las semanas cambió totalmente y fueron decoradas con como imaginan el futuro (se ven cosas re locas, pero bueno, es todo muy creativo).

Un ejemplo.

Hay una exposición donde se muestra la historia del lugar abierto por Mr Selfridge quien fue un pionero en poner los perfumes y cosméticos en el piso de entrada al negocio. Después de él, todos hicieron lo mismo.

Parte del piso de perfumes y cosméticos.

Estatua de Mr Selfridge hecha con caramelos.

Aquí algunas fotos de la exposición:

Una línea de tiempo mostrando fotos de cómo fue evolucionando todo.

El rincón para los niños donde había crayones e imágenes para pintar.

Fotos de algunos celebrities que visitaron Selfridge’s para alguna presentación.

Algunas marcas lanzaron productos conmemorando el 100 aniversario.

Botellas de vodka Absolut.

Botellas de Coca Cola.

No pude sacar muchas fotos adentro porque alguien de seguridad muy educadamente me dijo «Madam, you can’t take photos» lo cual me pareció raro, no? Porque adentro de la exposición sí estaba permitido, pregunté y me dijeron que sí. Pero bueh. Cumplí pero igual subo las que sí pude sacar.



Como lo habrán notado, el color que predomina es el amarillo.

Aquí se ve una estatua conmemorando a Josephine Baker que se encuentra enfrente de la entrada principal.

Las bolsas. (La gorda se tuvo que comprar algo en el Patio de Comidas!)

El sitio web oficial aquí.

Rod & Cake


Me parece que esta torta se está conviertiendo en una safe bet o caballito de batalla. Como sé que sale bien, la hago cuando me piden algo rico.

En este caso fue Rod, que me vino a visitar y pidió que le haga una torta de chocolate. Pues cumplí.

Mientras él miraba tele (en la habitación de su college no tiene y extrañaba, pobrecito) y se quedaba dormido sobre el sillón, yo puse manos a la obra.

Ingredientes:

4 yemas de huevo y sus correspondientes claras, separados

180g de azúcar fino

1 huevo entero

240g de chocolate semi amargo, del bueno.

150g de almendras en polvo

1 cucharada de café (no diluído)

(Notad que no lleva harina)

Preparación:

– Calentar el horno a 170 grados.

– Enharinar y enmantecar el fondo de un molde de 20 cm de diámetro, preferentemente esos que se desarman.

– Batir las claras con la mitad del azúcar hasta que se hagan picos.

– Batir las yemas y el huevo con la otra mitad del azúcar hasta obtener el doble de volumen y el color sea casi blanco.

– Derretir el chocolate o bien a baño de María o en el microondas. (Poner un minuto, sacar, mezclar, volver a poner un minuto y ya estará listo)

– A la mezcla de las yemas con el azúcar agregarle la mitad de las claras. Mezclar con cuidado.

– Agregarle el chocolate derretido y el resto de las claras. Mezclar con cuidado.

– Agregar las almendras en polvo mezcladas con el café y mezclar.

– Verter la mezcla en el molde, meter en el horno y hornear por 30 minutos. Cuando pase ese tiempo, apagarlo y dejarlo 15 más.

– Cuando la saquen del horno, pasar un cuchillo por los costados. Con cuidado porque la parte de arriba queda costrita, glup.

Si quieren pueden cortarla en cuadrados cuasi brownies.

Pueden llegar a comerse un montón si son fanáticos del chocolate.

Acá Juanito, mi asistente, a punto de hincar el diente.

(Él no debe tener ni idea de por qué digo «Juanito»…)

Si no les gusta la apariencia rústica de la torta, pueden vestirla con una ganache mezclando 120ml de crema caliente con 240g de chocolate cortado en trocitos. (Una bomba de tiempo, eso sí)

Me cuentan cómo les fue si deciden hacerla? Es fácil!

Ida Y Vuelta

Este viaje a Argentina fue distinto. Miro las fotos que saqué al principio de mi llegada, cuando todo era alegría y fantasía y me transporto a esos momentos de ignoracia total, cuando no me imaginaba las noticias que me iba a encontrar.

Igual, todos en la familia y amigos y conocidos y bloggeros que tanto apoyo demostraron, estamos poniendo el hombro y deseando que todo sea favorable.

El año pasado mi vuelta había sido feliz, plena. Este año volví un poco más apagada aunque algo optimista.

Tal como aquella vez, estuve con la familia, con amigos y vecinos y recibí mucho cariño de parte de todos.

Les gustaría que compartiera algunas fotos con ustedes?

Viejos no son los trapos únicamente…

Aquí me ven, pueden creerlo, estos son mis 4 sobrinos varones. Las dos chicas estaban ausentes.

Sobrinos «posta», eh, hijos de mi hermana.

Aquí con mis 3 (sí, 3!) sobrinos nietos.

Sobrinos nietos «posta» también, hijos de dos de mis sobrinos.

Yo escuchaba «Abu! Abuela!» e instintivamente pensaba que iba a aparecer mi madre. Pues no, se referían a mi hermana. Mi hermana, entendés, mi-her-ma-na es abuela!

Acá está la nona.

Y mis amorosos, la vida de mis vecinos también se expande…

Hijos de niños que alguna vez tuve en brazos…

Generación del ’80

Oh, si, este año también hubo cena con compañeras del colegio secundario. Por suerte esta vez fuimos más.

Primer plano para las botellas, hic! (Falta Silvana que sacó la foto)

Una gran alegría fue encontrarme con mi compañera de banco de 2do año, Sandra.

Remembering 1984. Nos hacíamos llamar Bingo y Bongo.

Obvio, Araceli fue número puesto y ví a su hermano que hacía como dos hijos (de él) que no veía!

Horror! Sumamos más de 100 años entre los tres!

Experiencia nueva

Por primera vez en mi vida, toqué e hice aúpa un cabrito.

Tenía 4 días de vida, qué ternurita.

El Sabor Del Encuentro

Con Gonzalo, Richard y Anita.

En nuestro caso, el encuentro tuvo sabor a café con leche y medialunas, o sea, una linda merienda de sábado a la tarde.

Qué lindo y emocionante fue encontrarme y conocer personalmente a Gonzalo, Richard y Anita!

No saben qué divino es Gonzalo! No saben qué lindo es Richard! No saben qué afectuosa es Anita!

Cada vez me convenzo más de que a través de los blogs se puede conocer gente maravillosa!

Cuánto hablamos y cuánto cariño flotaba en el ambiente mientras nos contábamos cosas!

Pudimos encontrarnos ese día solamente pero por supuesto que la promesa está de volver a vernos.

Posando como ABBA.

Me queda conocer a Betty, Perla, Tía Elsa, Ana, Mauricio y Felipa, que ese día no pudieron venir!!! Ya nos veremos!!!

Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: