Nostálgico Diciembre

Este año fue diferente.

A esta altura de la soirée (como decía mi papá) yo siempre hacía algún post sobre diciembre y las fiestas y me alegraba contarte que todas las fiestas que trae este mes me llenaban de alegría y esperanza.

Este año, desde el 1, que no lo vengo llevando bien.

Los primeros pensamientos negativos, si se quiere, vinieron con darme cuenta que el 27 cumplo mis últimos 40, un 49 que marca el fin de una etapa y el comienzo de otra incierta. Me veo ya en una crisis parecida a la que tuve a los 39 pero con otros matices.

Luego comencé a pensar en que sí, realmente ha pasado tanto tiempo de TODO, de todo lo que yo he vivido, que si me tuviera que morir ahora, me muero contenta porque viví de todo y cualquier cosa. Porque siento que me lo permití, porque he vivido con cierta responsabilidad y he sido una nena buena.

Pero hay algo que vengo sintiendo y es cierto vacío emocional. A pesar de sentirme muy bien con Ale y que nos llevamos bien y somos muy buenos compañeros y compinches y estamos muy contentos de estar uno con el otro, hay algo que yo ahora siento que me falta y es cierta cotidianidad que los años me confirman que nunca más voy a experimentar.

Será por eso que cada vez que sueño a mis padres los sueño en la cocina de casa? Ahí sucedía todo, ahí comíamos y hablábamos y discutíamos y nos queríamos y ahí estaba mi hermana y el gato y luego la gata.

Ese pedacito de mundo ya no existe más y, a pesar de no vivir ahí desde hace mucho, recién ahora me doy cuenta de que esa contención familiar que te dan tus padres y hermanos y mascotas alguna vez existieron pero ya no experimentarás nunca más.

Tal vez estas lágrimas sean una forma de despedirme de ese momento en mi vida que está cerrado. Es doloroso que me toque a mí cerrar la puerta porque dejarla abierta supone alguna llamita de esperanza.

Pero esperanza de qué? Este año hizo 24 años que falleció mi hermana. Ella falleció a los 23, así que he pasado más tiempo sin verla que el que ella estuvo viva. Mis viejos también han fallecido y con mi mamá, que fue la última en partir, se fueron los aromas, los ruidos y las voces que daban mi identidad.

Una identidad que ya no tengo. Me forjé otra desde el momento en que tuve independencia para decidir y tuve el apoyo de mis padres siempre. Pero siempre me sentí con dos identidades.

Y es como si la vida, los años o la experiencia ahora me estuvieran pidiendo que es momento de elegir una.

Comentario (42)

  • Marchu| 19 diciembre, 2018

    Que momento Alicia!!! A veces debemos permitirnos sentir dolor y nostalgia. Pensa que son sentimientos y vivencias que tuviste con tu familia muy buenos y que fueron y seran siempre tu motor. Desde mi experiencia, es hermoso que tengas esos recuerdos integros de tus familiares. Ya brillara de nuevo el regocijo. Soy mas de 10 años mayor que vos, y me encantaria cumplir los tuyos, jajaja
    Te comento que de mi padre tengo un recuerdo parecido al de lso que se fueron de tu familia. Con mi madre la situacion es complicada, esta muy pero muy enferma y mayor, esa situacion ha hecho crecer una grieta entre mi hermana y mi hermano. Muy feo estos momentos que estoy pasando, pero entiendo que en algun momento se terminara. A veces pienso que he pensado a mis hermanos de una forma y en situaciones extremas resultan otra. Como decia un filosofo muy conocido lo que no nos mata nos fortalece!!! Me encanto, creo que te vi por Instagram, cuando fuiste a cantar los villancicos. Wow que hermosos y linda costumbre reunirse para cantar!!! Un gran cariño y beso!!!!

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Muchas gracias, querida Marchu. Siempre tus palabras son tan lindas y amorosas. Espero que en el nuevo año, tu situación familiar mejore. Besos grandes!

  • bettysreisen| 19 diciembre, 2018

    Hola Ai! cómo es eso que desde el 01 de diciembre no te sentís bien? no puede ser! ese día nos encontramos con ustedes y lo pasamos genial! jajajaj
    Dejando las bromas de lado, siempre hay algo que nos inquieta y recuerdos que no nos abandonan, pero hay que centrarse en el presente y vivir todo lo bueno que nos ofrece el día a día.
    Besitos!

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Cierto, Betty! 😀 Gracias por tu apoyo y tus palabras, me centro en el presente siempre, aprendí de Ale pero por algún motivo, en estos días se me da por recordar el pasado. Besos!

  • Patricia| 19 diciembre, 2018

    Esa sensación de pérdida es dolorosa. Mi madre murió en agosto, tras 2 años difíciles para ella y para mi. Sin apoyo de sus otros hijos… Pero hice lo que pude y murió con amor..Prro la sensación de vacío, de que detrás no tengo nada.. Si por delante, mi pareja y mis hijas.. Pero me siento abandonada en ese sentido. Ley de vida. Así que ahora me he propuesto cuidarme lo que no hice estos años y agarrar el 2019 con fuerza.Ya pase los 50 y sumar es maravilloso! Así que ni crisis ni nada. Se feliz y disfrutona. Mi madre decía que había llegado a su edad por reírse mucho así que habrá que tomar nota y aplicarlo!

  • Liliana| 19 diciembre, 2018

    Alicia te mando un abrazo y quizás decirte/ decirnos, que esta nostalgia no está mal transitarla …quizás sirve para sanar los dolores de las pérdidas… dar gracias por esos hermosos momentos en la «cocina» y poner primera y arrancar los 49. yo estoy a 5 días de mis 60. Capricornio saque fortaleza de la flaqueza. Refugiemonos en el amor de los que tenemos acá con nosotras y en el amor de los que tuvimos siempre y eternamente seguirán (solo que no los vemos) No quiero aburrirte, pero esto que te escribo también es para mi. Besote y abrazo enorme.

  • Pía| 19 diciembre, 2018

    Alicia, qué decirte…
    Yo aun tengo a mis padres vivos, a mis hermanos (menos uno), y a mis sobrinos… pero en mis oraciones de TODOS los días ruego a Dios que mantenga mis padres vivos, PERO con SALUD, y que a su vez se sientan amados, valorados y honrados por sus hijos y nietos.
    Vivo en Chile y ellos en Colombia, y cómo tu añoro las charlas, los consejos, los regaños, las salidas a cualquier sitio, el solo verlos…
    Me muero del miedo de saber que quizá el día menos pensado ya no estén esas voces al teléfono, o esos viajes a verlos y compartir unos días que siempre se hacen pocos y yo me haya perdido 14 años sin compartir el espacio físico, ese que nos da fortaleza, cercanía, amor, contención.
    Obvio que te faltan tus padres, tu hermana, las mascotas, y quizá otras personas, pero sabes? Siempre le digo a quienes extrañan: LOS QUE SE FUERON DEJARON EN TÍ SU HUELLA, LO MEJOR Y HASTA PEOR DE ELLOS, Y ESA ES LA PRESENCIA DE ELLOS EN ESTA TIERRA.
    Deseo que así pueda verlo yo cuando en un muy lejano futuro yo sufra la ausencia.
    Por mi parte solo puedo decirte que sin conocerte personamente, puedo decir que ellos te legaron lo mejor: eres buena persona, generosa en tus relatos, en lo que vives y disfrutas, siempre tienes una respuesta a los escritos y eso habla incluso de la capacidad de relacionarte, valorar el tiempo de los otros y mil cosas más.
    Que viva diciembre y ese nuevo año: siendo igualmente feliz y honrando a quienes extrañas!!!
    Un beso

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Así lo siento, Pía querida, que quienes se fueron dejaron en mí su huella, tenés mucha razón. Gracias por tus generosas y cariñosas palabras, hablan de la persona de bien que sos. Besos!

  • Ayalén Báez| 19 diciembre, 2018

    Primero que nada te mando un abrazo enorme!!! <3
    La verdad que leerte me da un poco de miedo, no te lo voy a negar, porque soy la más chica de mi familia y el que más cerca mío está (mi hermano) me lleva 10 años, por lo que desde hace bastante que mi miedo mayor es quedarme sola. Sé que tengo a Benja, que es como un hijo, pero no es lo mismo que las raíces porque él ya es parte de las flores, vino después. Mi papá ya perdió a su papá pero con mi abuela y mi tío sigue teniendo el núcleo familiar, mi mamá es hija única y mis abuelos no están de todo bien, así que ella está armándose de valor para algo que en cualquier momento va a pasar. Y yo tengo miedo. Miedo de ser la última del clan, miedo de la vida después de mamá y papá, miedo a perder a mi hermano, miedo a no encontrar alguien como tu Ale para que me acompañe cuando mis raíces ya no estén, miedo a no tener mis propios hijos. Y te parecerá tonto porque a toda la gente más grande que yo le parece así, pero yo me imaginaba otra vida para mis 27, y aunque tengo una vida maravillosa, lo que yo me imaginé no es. A mí me dan miedo los 30 porque todos crecemos, no sólo yo, y no quiero que el tiempo pase. No me gusta cuando minimizan estilo "ayyy qué te quejas si sos re chica", por eso lo digo poco, pero muy poca gente sabe lo que significa el tiempo para mí. El otro día veía una foto de mi papá que ya está con los bigotes blancos y me largué a llorar. Yo sé que es la naturaleza, pero como decís vos no sé si quiero empezar a cerrar la puerta.
    Entiendo lo que decís de los aromas de tu casa porque cuando vuelvo a Villa extraño el aroma a la comida casera de mi abuela, que ya no puede cocinar más. El pan de carne y la sopa con puchero no son lo mismo si no los hace ella.
    En fin, estoy llorando en la oficina así que mejor lo dejo acá, no sin mandarte antes otro abrazo y que estés tranqui porque todos estos movimientos sentimentales están buenos para barajar y dar de nuevo, para saber dónde estás plantada ahora y para agradecer lo que tuviste y lo que tenés, que no es poco 🙂

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Ay Ayita mi amorosa, no te pongas mal! Entiendo todo lo que compartís porque a mí también me pasó de tener esas angustias, sobre todo lo que tiene que ver con el futuro de la familia y el nuestro propio. Besos, fuerza que la tenés!

  • Estela| 19 diciembre, 2018

    Los balances de fin de año a aveces son así, no del todo agradables..
    Espero que puedas ir pasando esa sensación de nostalgia, la cual por otro lado es entendible..
    Supongo que hay que redescrubrirse, atesorar esos recuerdos que tenes, que aunque ahora no estén si han existido y son parte de vos. Y seguir adelante, y disfrutar lo que si hay, y tener planes..
    Te mando un abrazo muy grande!

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Estela, muchas gracias por tus palabras, me gusta el término que usás, «redescubrirse», es cierto, hay que mirarse para adentro a veces. Abrazote!

  • Maria Marta F| 19 diciembre, 2018

    Hola Ali!
    Creo que a veces es necesario pasar por esos momentos de nostalgia para valorar más lo que tenemos y aprender a disfrutarlo! Esta época del año es propicia para esas cosas, y uno tiende a recordar a los que no están. Lo importante es no quedarse en ese estado y rodearse de cariño y alegría!

    Yo particularmente, no tengo espíritu navideño hace rato… pero estoy disfrutando de este fresco Diciembre en Bs As que es una delicia!!!!

    Besos!!!!!!!!!

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Hola María Marta! Me he enterado, un diciembre atípico, con fresco! Vendría bien para tanto turrón y pan dulce! 😀 Gracias por tus palabras que acompañan! Besos!

  • Esteban| 19 diciembre, 2018

    Nos haces piantar un lagrimón. Llega diciembre y uno se pone un poco más susceptible. Saludos Ali, arriba ese animo!!!

  • Sabrina| 19 diciembre, 2018

    Escribí un comentario y me parece que no salio!
    Solo para decirte que me llego mucho lo que escribiste, tengo tu misma edad y siento lo mismo.
    Muy lindas las respuestas de tus lectoras .
    Me hace bien leerlas.
    Todavía tengo a mis padres pero están más o menos… es difícil.
    Espero que pases un hermoso Cumple y que viajen con Ale a algún lado así viajamos con ustedes!
    Un Besote!

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Muchas gracias querida Sabrina, sabés que estuve buscando y no hay otro comentario, así que este es, nomás! Gracias por pasar y tomarte tu tiempo para dejarme estas lindas palabras! Abrazote!

  • Gaby| 19 diciembre, 2018

    Hola Ali, lamento mucho tus ausencias, solo puedo decirte que pienses en las cosas lindas que te han pasado a lo largo de estos maravillosos años de vida, recordar los lindos momentos vividos con tus seres amados y que hoy ya no están, y ser feliz. yo soy de las que piensan que la vida es pura actitud y que ser feliz es responsabilidad nuestra. Te deseo lo mejor y ojalá pronto mejores de ánimo! Beso enorme

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Gaby, qué lindas tus palabras y qué bueno lo que decís, que ser feliz es responsabilidad nuestra! Sabés que lo creo? Muchas gracias por compartir tu sabiduría!

  • Silvia| 19 diciembre, 2018

    Animo Alice!! yo tambien soy capricornio… y siento algo muy parecido por estos días, también perdí a mi madre hace poco mas de un año…pero los viajes lindos y el amor de mi esposo e hijos me colman la vida diaria aunque diciembre sea pesado…ya falta poco… y termina!! da gracias al universo por haber vivido tanto y tan bien!! que tus recuerdos siempre sean lo que mas valió la pena guardar… de corazón abrazo fuerte de OSO y a seguir adelante!!! da la bienvenida a tu nuevo cumple amiga!!!
    Besos a los dos. Silvia.

  • Perla| 19 diciembre, 2018

    Hola Alicia! Estoy de acuerdo con lo que han comentado los demas, hay que transitar los distintos momentos que la vida nos va presentando. Hay de todo… Creo que nadie escapa a los sentimientos de nostalgia. Ademas a medida que pasa el tiempo y nuestros padres se van, a veces hermanos o amigos, es inevitable que los recordemos con tanto amor y con tantas ganas de tener todo aquello nuevamente, como si el tiempo no hubiera pasado. Te mando un fuerte abrazo y espero que pronto esos sentimientos vayan cediendo.

  • Cecilia| 19 diciembre, 2018

    Alicia, lo que has vivido es parte tuya y lo será siempre. No hay dos identidades, hay una que se forja con todo lo que vivimos y vamos sumando. Por supuesto que no somos las mismas que hace 20 años, y no hemos envejecido, hemos crecido!! En nuestra ruta hay gente que sale y que entra y agradecemos por eso. Pero los padres están siempre, de una manera u otra. A veces tengo nostalgia, pero me lo permito un ratito, y trato de descargar y después seguir , como te dice Ale, haciendo centro en el presente.
    Animo, creo que parte de la culpa de que estés bajoneada es que no te sentís muy bien, creo que engripada. Tenete paciencia, pero «no te des manija», como decimos acá. A cargar las baterías con algo lindo!! Un abrazo grande

    • Alicia's Own| 19 diciembre, 2018

      Gracias Cecilia! Sí, estoy engripada pero bueno, también me vienen estos recuerdos nostalgiosos. Gracias por tus palabras!

  • Anónimo| 20 diciembre, 2018

    Hola Alicia!! Me identifico tanto con vos ( yo más grande jaja). Yo también perdí un hermano, años más tarde a mi papá y hace 5 años a mi mamá y es como vos decís ahí se fueron los aromas, las voces. Yo nací y viví en el interior hasta que me casé y vine a vivir a Bs As. Por supuesto que siempre volví a visitarlos!! Algo raro que me pasó siempre, es que todos mis sueños son en mi casa, la casa donde viví hasta que me casé. Ahora me cuesta volver y más para estas fechas!! Yo siempre iba a pasar una de las fiestas con mi familia!! Y me pasa como a vos, tengo que cerrar la puerta!! Besos

    • Alicia's Own| 20 diciembre, 2018

      Hola Normi! Qué parecidas nuestras historias! Los sueños nos llevan, me parece, a esos lugares donde queremos estar. Besos y gracias por compartir!

  • Marcela Anselmi| 20 diciembre, 2018

    Ali tenes que estar contenta. Tenes lindos recuerdos de todo ese pasado y tu vida esta llena de luz y proyectos. Tenes a tu lado un buen compañero y te lo digo con conocimiento de causa….La vida a los 50 recien empieza

    • Alicia's Own| 24 diciembre, 2018

      Hola Marcela! La verdad, no le tengo miedo al paso del tiempo pero sí un número que termina con 9 me da para replantear muchas cosas. Me pasó con los 40, sentí una gran liberación una vez que los cumplí! Besos y gracias!

  • Agustina| 20 diciembre, 2018

    Hola Alicia! Hace mucho que no pasaba por tu blog, siempre es bueno leerte! Aún en estos momentos de nostalgia. Te mando un abrazo grande, grande de Buenos Aires! Y como dijiste en uno de los comentarios anteriores, los sueños nos llevan a esos lugares donde queremos estar. Felices fiestas ♥️

  • Ana O| 21 diciembre, 2018

    Coincido con lo que decís de la cocjna, en casa es igual. Es más, unos meses después de que nos mudamos a EEUU, Sean tuvo un cuadro de deshidratación tan grande que hasta desvariaba. Me asusté tanto que llamé al 911, ambulancia, etc. Estaba sola en la guardia del hospital a las 3 de la mañana, sin tener a quién llamar. Se me vino una imagen fuerte de estar sentada en la mesa de la cocina y me trajo algo de consuelo.

    • Alicia's Own| 24 diciembre, 2018

      Ana, qué tremendo, en situaciones así es que uno busca algo de calor familiar y recurre a imágenes o recuerdos de momentos en que estuvimos con la gente que más queremos. Qué bueno que pudiste hacerle frente a ese mal momento de esa forma. No cualquiera lo logra. Besos a los dos!

  • Anónimo| 22 diciembre, 2018

    Hola Alicia, cuan identificada me siento, tengo 12 años menos que vos, pero al haber perdido a mi papa y a mis abuelos, con quienes tenia mas conexión , siente ese vacío emocional, aunque no estuvieran cerca, el saber que estaban ya me reconfortaba o me sentia acompañada,igual lo noto ahora que no estan, cuan acompañada uno se siente al saber que estan, que hay alguien que te quiere y se preocupa por uno, de otro modo se siente un vacio horrible aunque estes rodeado de personas. Muchos besos y abrazos y a arrancar el 2019 con mucho amor y felicidad!!

    • Alicia's Own| 24 diciembre, 2018

      Gracias mi querida anónima, siento mucho tus pérdidas, los abuelos, que yo no tuve, salvo uno, fue un amor que me perdí de sentir. Besos grandes!

  • Pilikina| 23 diciembre, 2018

    Vaya bajonazo que tenias cuando lo escribiste. Te leo ahora y sé que estas de viaje pasandolo estupendamente y supongo que sin pizca de nostalgia.
    Son estados de los que no se libra nadie, pero tu eres muy disfrutona y tienes el amor de Ale, que eso ayuda mucho.
    Besos y pasalo bien y luego nos lo cuentas.

  • Miri| 27 diciembre, 2018

    Hola Alicia. Trato de que no pase muy seguido pero a veces también me pongo nostálgica. Cuando fallecieron mis padres, ya tenía más de 40 pero igual sentí que me quedé huérfana. Tardé tres años en vaciar la casa en la que vivimos tantos años, no podía ir, no podía tirar cosas, todo tenía una historia. No tengo hermanos, mi familia es muy chica y ni siquiera somos tan unidos. Durante el año, con la rutina diaria, el tiempo pasa rápido pero cuando alguno se enferma y hay que hacerse cargo, se nota la falta de una red de contención fuerte.

    Vivamos el presente y que la nostalgia por la falta no nos impida disfrutar y agradecer por lo que tenemos hoy, que es mucho.

    Beso grande

  • error

    Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: