Siempre Es Difícil Volver De / A Casa

So fake cool image should be over
‘Cause I long for a feeling of home.
Real life, depicted in song
.
A loving memory
.
After long, home is a place

where I yearn to belong.

(Home – Simply Red)

Tengo dos «casas» u «hogares» donde está mi corazón: En Inglaterra y en Argentina. Y cada vez es más difícil despegarme de uno y de otro. Y los dos me llaman a la vez. Y me siento tironeada por los afectos y por donde yo soy yo, mi ser, mi identidad.

Es difícil explicar con palabras esta dualidad, este ser yo en dos lugares tan distintos y al mismo tiempo sentir que no pertenezco a ninguno de los dos.

Estuve en Argentina desde el 14 de abril hasta el 5 de mayo y, como siempre, no digo cuándo voy y cuándo estoy, sepan entender.

Por supuesto que me perdí la boda real: me ofendí, no nos invitaron, prefirieron a los Beckham que a nosotros, así que me fui a Buenos Aires a mirarlo por TV. 😀

Y bueno, yo qué sabía cuándo se iban a casar! Compramos el ticket de avión mucho antes de que lo anunciaran! Irónico, verdad, yo vivo en Londres y semejante fiesta la vi desde Argentina. Me levanté a las 5 de la mañana, claro que sí…

Aunque a casa vino Gerardo y cuando volví me encontré con algunos regalitos y otros más que me compré yo en el aeropuerto a la ida:

Cajas de galletitas, de té, campanita y banderitas que me dejó Gerar.

Revistas que me estoy comprando.

Diarios que me dejó Gerar.

Un espejito, regalo de mi amigo también. Cómo me mima!

Mientras tanto, en Argentina, tuve la dicha de disfrutar todos días de un sol de otoño cálido y de un cielo azul sin nubes, a pleno, aunque salí a explorar poco: dediqué mucho tiempo a mi mamá. Así que estuve cuidándola, mimándola mucho, abrazándola y divirtiéndome con sus comentarios. Estuve en familia, con amigos, con bloggers…

Sí! Me volví a encontrar con Gonzalo, con Richard y conocimos a Julieta, de Primo Humberto!!!!! Qué bien la pasamos esa tarde, tomando una merienda en Santa Fe y Coronel Díaz, charlamos hasta por los codos!

Lindos!

Hablé por teléfono con Elsa y Betty y no llegamos a encontrarnos. No tuve mucho tiempo libre entre tanto trámite y colas que tuve que hacer, algo que siempre hago cada vez que voy. La burocracia te consume mucho tiempo y el único momento libre que tenía era a la noche. Y una noche aproveché y fui al teatro y ya contaré esa experiencia…

También me puse al día con la comida que extrañaba y ahora de vuelta, no me quiero pesar… Comí carne todos los días! Dieta básica: carne y ensalada, helado, masas secas, masas finas y sandwiches de miga. Y mucho mate.

Qué asadito, el de mis primos! Y helado! Y masas! Así se agasaja al expatriado!

Conocí una nueva sobrina nieta, hija de mi ahijado mayor, Leandro. Que no se ofenda nadie pero la nena es MI cara cuando yo tenía su edad … pero con mejor carácter!

Y tiene los pelos para cualquier lado, como yo!

Me encontré dos veces con mis queridas compañeras del colegio secundario, qué lindo fue verlas y encontrarme con algunas que no veía desde que terminamos el cole. Shock! Están todas unas diosas!

Hola a todas!

Chusmeamos hasta que nos cansamos (o sea, nunca!) y gracias a que algunas tienen hijos adolescentes, aprendí algo del léxico que usan los chicos ahora: parece ser que «comer» un chico o una chica no tiene el significado que los grandes creemos que tiene; simplemente significa besar o «apretar» como decíamos nosotras. Lo mismo que preguntarse «Le das?»: esto significa si te gusta alguien.

Pero para resumir, algunas perlitas de este viaje, cosas que fui notando y anotando:

– Cuántos bolúo / bolúa escuché?

– Cuántas malas palabras que dicen los niños! Y no se ponen colorados! Quiere decir que no saben lo que dicen…

– Se ve que este año se usan las botas media caña de cuero color marrón tostado… Todas las chicas están usando eso!

– Me olvidaba de dar besos cuando me presentaban a alguien o cuando decía chau!

– Me causa pena las largas horas y colas de espera que todo el mundo soporta: jubilados, mujeres con chicos aúpa… En algunos lugares, las sillas brillan por su ausencia. Pero dentro de todo, parece que el trato de quienes hacen trámites es aceptable. Por lo menos no gritan ni faltan el respeto. Los empleados, esto es. La gente, obvio, se enoja y protesta! Yo hice dos horas y media de cola en el Registro Civil un día martes para retirar unas partidas que me prometieron estarían para el lunes y cuando llego al mostrador… pues no estaban hechas. Pero no protesté. Estaba muy cansada y me fui, derrotada.

– Qué poco control del automotor hay en la provincia. Hay autos que son un peligro rodante, tanto para el que maneja como para el transeúnte.

– Cuidado al cruzar! Me tenía que recordar a cada rato que el cruce peatonal no significa que el peatón tenga prioridad y que los autos sí!

– Urgentes clases de la importancia de respetar el semáforo en rojo para todos, tanto para los colectiveros como para los peatones!

Comentario (16)

  • tia elsa| 8 mayo, 2011

    Querida Alicia todavía sigo lamentando no haber podido vernos. Yo cero que todo aquél que está en otro país está dividido, no es posible que sea de otra manera, como dice la canción «no soy de aquí ni soy de allÁ» o como vos decis un pie en cada país. Que bueno que tu primo te dejo tantos recuerdos de la boda real. Y si es como decis los chicos tienen el bolu ocmo uno puede tener el che o el este, es moda, y la que más borna me da es el nada, están contando algo y meten el nada. En loque respecta a educación vial O bien grande, y en países vecinos no es asi, respetan al peatón. Besos y muy lindo tu raconto. Tía Elsa.

  • Betty| 8 mayo, 2011

    Me encanta cuando menocionás lo que te llamó la atención en nuestro país, ya que para nosotros son cosas cotidianas que ni nos damos cuenta de cuán atípicas son.

    Besos y esperemos vernos la próxima!

    Besos!

  • Cheli| 8 mayo, 2011

    Creo que todos los que vivimos lejos de la tierra en que nacimos, tenemos esos sentimientos, de los dos lados y de ninguno, vamos adoptando costumbres del lugar donde vivimos y nos chocan cosas de nuestra tierra con las que crecimos, es normal.
    Me alegro de que hayas disfrutado del viaje, y sobre todo, de tu gente.
    Besos.

  • Sol| 8 mayo, 2011

    Qué genial que menciones estas cosas que nosotros ya las tenemos tan incorporadas que hasta nos parecen «normales»!

  • Mariela Torres| 9 mayo, 2011

    Es verdad que este año se usan las botas media caña de cuero marrón tostado, yo tengo unas que me compré el año pasado. El año pasado se veían, y este año más.

    Me alegro de que lo hayas pasado bien.

    Besos.

  • Prima Humberta| 9 mayo, 2011

    Que lindos que salimos! 😀
    La pasé de diez, sos tan natural y me hiciste sentir como si te conociese de antes. También los chicos estuvieron divinos, unos genios los dos.
    Qué bueno leer tu visión del país. Muchas veces nos acostumbramos a algunas cosas que no deberíamos, como el tema de los semáforos. En cuanto a las colas de a poco va mejorando el sistema, pero en algunos lugares aun sigue funcionando a la vieja usanza. Hay algunas dependencias que funcionan con un sistema de turnos que se cumple a rajatabla y te permite realizar trámites como el pasaporte en apenas 45 minutos o menos, o en mi caso que me hice el cambio de domicilio con turno en tan solo 15 minutos. Todavía lo cuento y no lo puedo creer! ajaja

    besote Ali, buenísimo escuchar que ya estas en tu casa con tus diarios, revistas y memorabilia real!

    besos

    J

  • Gera| 9 mayo, 2011

    Alice,
    Un placer haberte dejado esas cositas, es poco considerando lo mucho que nos has dado vos. (y que bueno que pudiste abrir el espejito, yo no podia!).
    A mi me pasa parecido a vos, cada vez que vuelvo de Argentina necesito vacaciones del viaje.
    Es que vuelvo agotado! Te la pasas yendo al banco, al escribano, a pagar impuestos a ponerte al dia con las cosas y encima haciendo malabares con la agenda para ver como te ves con tus amigos sin descuidar a tu familia.
    Ultimamente hago lo mismo que vos: no aviso cuando viajo, ¿para que? Si no voy a poder ver a todo el mundo como yo quisiera.
    Bienvenida a casa y espero que tomen pronto vacaciones de las vacaciones.
    Un beso a usted y al Ale.
    Gera

  • Pity| 9 mayo, 2011

    Es verdad, yo tambien veo cosas de BCN que los demas tienen superasumidas, eso pertenece al sexto sentido de los expatriados. welcome back! ya se te echaba de menos por estos lares. Besitos

  • Gonzalo| 9 mayo, 2011

    Alice:

    Siempre termino de leer este tipo de post y me dejas pensando.

    Sin dudas este viaje habra sido uno de los que te costó volver a Londres, no?

    No lo veas como que » no sos de aca y ni de alla» sino todo lo contrario… SOS DE ACA Y DE ALLA.

    De aca, por nacimiento y por los afectos que tenes, pero con una vida formada en Londres y que tambein te permite volver seguido.

    Me mata tus apreciaciones: si, los niños no se ponen mas colorados cuando dicen mala s palabras! jajaja!

    Besotes y en estos dias hago post de nuestro encuentro! (ahora que tengo foto!)

  • La Negra| 9 mayo, 2011

    te entiendo perfecto, cuando estoy en México, extraño Inglaterra y cuando estoy en inglaterra, extraño méxico (lo unico es que en méxico como mejor, jajaja)pero siempre me siento mas mexicana que nada y extraño mi patria de lejos, por que como que prefiero seguir un poco mas en el extranjero antes de regresar para allá…

  • mestiza| 9 mayo, 2011

    Hey, estuvimos en Baires casi al mismo tiempo, yo mi primer «visita» en solo 1 año todo me pareció muy caro y me llamo la atención cuando por ej. la empleada de un banco no me trata de Ud. me dice gordita, pichona… Ahi me dí cuenta que me acostumbré al trato alemán en servicios que te dicen usted hasta en la panadería. Si por lo menos me hubieran resuelto mis problemas en el banco se lo aceptaba, pero el «mirá pichona volvé mañana e intentamos» me cayó pésimo! saluditos

  • (La vaca)| 9 mayo, 2011

    Para mi eso de tener más de una casa siempre fue muy natural (flia inmigrante). No lo cambiaría por nada del mundo. Angst me viene más bien cuando dejo lugares en los que me gustaría vivir pero en los cuales no he vivido o viví demasiado poco. Lugares de los que me gustaría ser más parte. Francia e Italia. Un poco también Buenos Aires.

    Muy divertido lo del idioma – yo sigo con mi español de teen de cuando me fui. Mis colegas se piensan que como mi flia es italiana no hablo bien español, jaja.

    Saludos desde Estocolmo!

  • Alicia Seminara| 10 mayo, 2011

    Tía Elsa,

    si, una lástima pero ya nos veremos! Besos y gracias por estar siempre!

    Betty, Sol,

    y eso que voy todos los años! Pero siempre hay algo que me llama la atención!

    Cheli,

    gracias!

    Mariela,

    ah, el año pasado se ve que no presté atención a las botas!

    Julieta,

    gracias, a mí me encantó conocerte!

    Gera,

    uf, no te imaginás! Yo siento que no son vacaciones, vengo cansada! Pero contenta!

    Gonz,

    sí, creo que es hora que asuma que soy de acá y de allá! Besos y estoy súper contenta de haberte visto otra vez!

    La Negra,

    a mí me pasa igual!

    Mestiza,

    qué casualidad! Y coincido, está muy caro y la gente es muy informal en el trato!

    La Vaca,

    ah…mirá qué vida itinerante has tenido! Interesante!

  • Ana O'Reilly| 12 mayo, 2011

    Alicia, hace poco encontre tu blog y leo tus posts. Este en particular me llego mas porque me pasa algo parecido. Es dificil de explicar, pero parece que siempre me faltan 5 para el peso. Si estoy en Bs As con mi familia, me gustaria que estuviera mi marido (que va poco por el tabajo). Y cuando estoy con el en Dallas, me falta mi familia.
    Una diferencia es que aunque tengo muchos buenos amigos aca, no siento ningun apego por el lugar asi que tardaria 2 segundos en hacer la valijas para volver a Bs As 🙂
    Tenes razon, el parque automotor de la provincia es peligroso!

  • Jose| 14 mayo, 2011

    Ali …….
    No te pude ver antes de irte !!!!
    Un beso y te queremos mucho… Siempre.
    Martina es como vos decías muy parecida avos !!!!! es hermosa

    Un beso.

    Loli

  • Ana O'Reilly| 16 mayo, 2011

    Alicia, hace poco encontre tu blog y leo tus posts. Este en particular me llego mas porque me pasa algo parecido. Es dificil de explicar, pero parece que siempre me faltan 5 para el peso. Si estoy en Bs As con mi familia, me gustaria que estuviera mi marido (que va poco por el tabajo). Y cuando estoy con el en Dallas, me falta mi familia.

    Una diferencia es que aunque tengo muchos buenos amigos aca, no siento ningun apego por el lugar asi que tardaria 2 segundos en hacer la valijas para volver a Bs As 🙂

    Tenes razon, el parque automotor de la provincia es peligroso!

  • error

    Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: