Un Susto En Madrid

Ayer llegué a Madrid. Tota anda nostalgiosa y mimosa y como su medio pomelo anda por ahí, me invitó unos días para vernos. Así que Porota cumple y para aquí vine.

Cuando ayer llegué a Barajas, el aeropuerto, noté que no había arribado a la terminal donde había llegado la otra vez, re moderna, blanca y gigante. Esta terminal era un poco más pequeña, parecía Aeroparque.

Y andaba con 10 euros en la cartera, así que sabía que tenía que pasar por algún cajero para sacar algo y ver los cajeros tan «a la calle», bah, no sé, había tanta gente, bueh, nada anormal, pero quién sabe por qué, me despertó desconfianza.

Decidí buscar el camino hacia la estación de metro y mientras seguía los carteles dentro del mismo aeropuerto, encontré otro cajero que me pareció bien ubicado.

Cuando pongo la tarjeta y tecleo la clave, ocultando este proceso con una mano, un pibe de unos doce años me pone un papel sobre la pantalla y empieza a decirme «por favor» y no sé qué más porque tenía acento extranjero.

Ahí casi le doy un manotazo sin irme del cajero porque sabía de este truco que era muy conocido en Londres y lo había leído en el diario:

Una vez que vos tecleaste tu clave alguien se acerca a hablarte y te pone papeles delante de la pantalla. En cuanto te das vuelta o te distraés, te sacan el dinero o la tarjeta.

Por suerte yo todavía no había tecleado la cantidad de dinero a sacar y el pibe, como yo lo empecé a espantar, empezó a gritar «es mía la tarjeta, es mía la tarjeta!» y yo empecé a los gritos también (mientras que temblaba) «SEGURIDAD! SEGURIDAD!». La gente pasaba y me miraba; yo estaba a los gritos diciendo esa palabra con un chico que podría ser mi hijo revoloteándome alrededor, no estaba mal vestido y no sabrían qué pensar.

Se acercaron dos hombres y mientras me preguntaban qué pasaba, el pibe estaba gritando más y dando vueltas poniendo la mano en el cajero para cuando salga la tarjeta y yo que lo espantaba. Uno de los hombres le preguntó al chico qué pasaba y éste estaba dele con que «la tarjeta es mía!»

Cuando le escuchó el acento extranjero, sospechó y estos dos hombres me dijeron que me quedara tranquila y en ese segundo el chico desapareció: Había visto a lo lejos dos policías.

Pero los policías siguieron de largo, o sea, no vieron nada, estaban a mucha distancia y como este pibe se fue, yo pude luego sacar la tarjeta.

A esta altura ya casi me largaba a llorar del susto, desesperación y temblaba como una hoja y muy amablemente estos señores me dijeron que ellos también se dirigían para la estación de metro así que caminé con ellos.

Cuando llegué a la estación, les agradecí y llamé a Ale para contarle lo que me había sucedido. Y luego a Gerar.

Por suerte ese fue el único sobresalto, primera vez que me pasa esto y debo agradecer que este chico estaba solo porque si actuaba con otro, me hubieran robado la cartera que estaba apoyada sobre la valija, hubiera sido terrible!

No sé si sabían de esta táctica así que realmente, hay que tener mucho cuidado cuando se va al cajero en lugares tan públicos.

Tendría que haber confiado en mi primer impulso, la desconfianza que se me despertó no bien llegué a la terminal…

Aparte, en estos lares, qué significa gritar «SEGURIDAD»? Tendría que haber vociferado «POLICIAAAAAAAAAAAAAAAAAA»

Comentario (28)

  • mardevientos| 3 julio, 2009

    no sabia de este truco.. asi que si me hubiera pasado a mi nseguramente no hubiera tenido la rapidez que tuviste!!… menos mal que quedo solo en susto.. pero el mal momento lo pasaste!! :(..

  • | Perla || 3 julio, 2009

    Qué hubiera ocurrido si vociferabas algo así como FUEGOOOOOOOOO, como recomiendan por acá??
    O lograbas tu objetivo de llamar la atención o directamente te ponían un chaleco de fuerza.

  • Gera| 3 julio, 2009

    Alice,
    Por suerte no paso de un susto. Pero bueno, en estos lares esta bien el gritar Seguridad.
    No me imaginaba que estaba pasando esto en Barajas. En la terminal 4 es algo casi imposible, pero la T1 a veces se complica.
    Welcome to your home in Madrid.

  • Anita| 3 julio, 2009

    qué susto!!!!!
    Pero bien por vos que gritaste y nada pasó a mayores!!
    Besos

  • Maguita| 3 julio, 2009

    qué susto ali!!!!
    siempre tengo mucho cuidado cuando estoy en los cajeros, pero no conocía esta técnica y por suerte nunca me pasó nada…. gracias por pasarnos el dato, y menos mal que pudiste recuperarla (a la tarjeta, y a la tranquilidad, je!). Me gustó lo de SEGURIDAD!!!!!! ja! creo que definitivamente sí, tendrías que haber gritado POLICÍA!
    besos y….. cómo viajás nenaaa!

  • Lic_jasper| 3 julio, 2009

    noooo!!!
    terrible…
    bueno, aca hay miles de maneras como sabras, pero esa nunca la habia oido!!

  • Chaulafanita| 3 julio, 2009

    uy uy Alicia que miedo!. Yo estaré en Madrid en unos dias pero sólo de pasadita voy en realidad a otro lado pero es bueno saber eso de las estafas… seguro que hay que estar pilas y no se que se puede gritar para que te ayuden. Que lastima que parece que la seguridad no funciona ahí en ese terminal.
    Muchos saludos amiga.

  • Marci| 3 julio, 2009

    Ay ay, que has estado en Mallorca y ahora me acabo de enterar!!!
    Como no dices nada pillina?
    Y vaya hotel te buscaste!
    un abrazo.

  • ☀Pau☀| 3 julio, 2009

    Acá los chorros no pierden el tiempo con chicas en el cajero (prefieren desvalijar la GMC y refugiarse en Palm Beach)

  • Rod| 3 julio, 2009

    Seguridá seguridá!! Canalla, qué quiere usted de mi?!!

    Haha.. tomemoslo con gracia ya que no pasó nada.
    Hay que seguir a los primeros instintos.

    Pasala lindo con la Tota. Saquense fotos floggers.

    Abrazo!! Rod.-

  • Diego Fernández Magdaleno| 3 julio, 2009

    Querida Alicia: me alegro de que sólo fuera un susto.
    Besos,

    Diego

  • Archi| 3 julio, 2009

    Por Dios Alice, que momento!!!!!!
    Me imagino lo que habrás sentido, porque por mas que sabías que era una treta para sacarte la tarjeta, es imposible ponerse nervioso y evitar que las piernas te fallen.
    Mas allá del susto, espero que estos días en Madrid, sean para distraerte y pasarla bien con Gera que es un divino.
    Besos y espero fotos y relatos obviamente.

  • Animinimundo| 3 julio, 2009

    Que pena Aly que pasen esas cosas y lo mas triste que sean niños los que son ahora los que roban ya no se puede confiar en nadie… me alegro que del susto no haya pasado …!!!!

  • Naty| 3 julio, 2009

    Ali, menos mal que fue un susto!.

  • Morkelik| 3 julio, 2009

    menos mal que fue solo un susto!!!

  • Betty| 3 julio, 2009

    que susto!!!
    por suerte fue sólo eso, gracias a que conocías el truco.
    que lo pases muy bien!!

    besos

  • Felipa!| 3 julio, 2009

    menos mal que no fue más que un susto!!
    Besos!!

  • GO!nzalo| 3 julio, 2009

    Alice!!!

    Si, hay q seguir los instintos! A pleno!

    Le tengo panico a los cajeros tan expuestos …ya ni hablo por celu en la calle!

    saludos!

  • Mauricio P. Milano| 3 julio, 2009

    UH Alice qué susto!! Cuando estaba leyendo no le ví nada raro a gritar «SEGURIDAD» pero claro, estoy como vos, acostumbrado al inglés. Más claro en los lugares de habla hispana es gritar POLICIA. Pero lo que importa es que estás bien. Un beso grande!!

  • laurita| 3 julio, 2009

    Ay pobre! Qué bueno que no fue más que el susto. Beso!

  • aumax| 3 julio, 2009

    Que suerte que fue un susto nada más, pero por lo visto no solo roban en Buenos Aires, cosas que pasan…coincido plenamente con el comentario en este post de «Pau». Vale agregar que aquí en Bs.As.ahora tambien se agregaron los «chorros» de barbijos, alcohol de gel y otras «prevenciones» más. Sospecho que a esta altura entre la desidia del gobierno y la formidable herramienta que tienen los medios de comunicación en cundir el pánico, hay unos pocos que no deben saber donde meter el dinero…mientras tanto algunas personas se mueren de desinformación y de la enfermedad.
    Saludos y que disfrutes la estadía.

  • Nituni| 3 julio, 2009

    Pero que horror!!! Yo lo hubiera corrido a carterazos, hasta dejarle el logo de la hebilla Louis Vuitton marcado en la frente!

  • Marisa| 3 julio, 2009

    Hola Alicia..bueno hace varios meses que paso por aqui pero nunca comente! de hecho (como ya sabes, Gracias por pasar !!) agregue el link en mi blog) me gusta mucho leer las cronicas de tus viajes..y la verdad que en tus escritos me pareces una persona muy calida!(hablando en criollo, una dulce total)
    Flor de susto lo que te ha pasado, te cuento que en ARG. no escuche esa modalidad, pero que bueno saberlo porque seguro que importaran la idea..(esas cosas SI llegan rapido)..
    Cariños !!

  • Bandida| 4 julio, 2009

    Te avivaste porque sos Argentina y estas acostumbrada, en el microchip tenes las antenas paradas cuando vas a un cajero.
    Aca en Sydney (aunque cueste creerlo) desbarataron a una banda de serbios que hacia lo mismo que en argentina, ponian una maquinita en los cajeros para leer las tarjetas.
    Me encantaron todas las fotos que pusiste de tu viaje Alice, disculpa que estoy medio desaparecida pero estoy aplicando a las becas y posteo cada 2 o 3 dias el blog.

  • Bea| 4 julio, 2009

    Que momento choto Ali. Yo cada vez me paranoiqueo mas en los cajeros. Te imagino temblando como una hoja. Encima yo hubiera desconfiado de los dos tipos que se acercaron a ayudarte. Espero que ya estes disfrutando. Bs

  • Elisa| 4 julio, 2009

    Que susto Ali! Pero que suerte que reaccinaste rápido!!! Ayayayay! Beso y dusfrutá de los Madriles!!!

  • Betelgeuse| 4 julio, 2009

    Pense que esas cosas solo pasaban en Argentina!! Alguna semejanza con la realidad es pura coincidencia…
    Biquiños.

  • Alicia Seminara| 5 julio, 2009

    Marce,

    Es que si yo no lo hubiese sabido de antemano tampoco hubiese sabido qué hacer y me hubiese distraído.

    Perla, Maguita, Chaulafanita, Rod, Mauricio,

    La verdad, al principio me sentía mal también porque pasaban y me miraban como si estuviera hablando en otro idioma. Pero Gerar dice que no es que no entendieran qué significa «seguridad» sino que simplemente no se detenían.

    Gerar,

    gracias amoroso.

    Anita, Diego, Animinimundo, Naty, Morkelik, Betty, Felipa, Gonzalo, Laurita, Elisa,

    gracias!

    Jasper,

    es bueno ahora estar alerta!

    Marci,

    gracias, pero se me pasó que vivías allí, te lo hubiera dicho para conocernos!

    Pau, Damián,

    sí, pero el susto no me lo olvido más.

    Archi,

    gracias y realmente la estoy pasando genial con Gerar.

    Nituni,

    me encantan sus comentarios «de color». Gracias!

    Bandida,

    no, en realidad me avivé porque sabía de la técnica!!! Suerte con la beca!

    Bea,

    sí, yo desconfié también así que conservé mi distancia y no me dejé llevar por otro camino, todo estaba señalizado así que yo me dirigí a la estación de metro desde donde me despedí de ellos.

    Betelgeuse,

    sí, pero que me haya pasado no significa que se una práctica constante. Madrid es una ciudad segura y Londres también, esto pasó en un momento hace unos años, se alertó a la población y no se escucharon casos similares desde entonces.

  • error

    Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: