Oxford

El otro día fuimos a pasear a Oxford. Quisimos aprovechar el sol DIVINO que había y tomamos el tren hasta esta hermosa ciudad.

El viaje duró una hora. Un tren veloz, ultramoderno, silencioso, suavecito, cómodo, que da para que, en otro post, le muestre a Cristina las clases de trenes que hay en este país y ya sé que ella tiene la mejor intención y quiere que sus ciudadanos vivan el primer mundo, pero primero, arreglemos el jardín antes de comprar enanos. (Ay, perdonen, se me acaba de ocurrir esta frase, espero que se entienda lo que quiero decir…)

Mientras reflexionamos sobre el estado de mi salud mental, les muestro un poco de la campiña inglesa (lo poco que pude filmar, porque el tren era tan veloz que por ahí Ale decía «Uy, mirá aquello» y cuando yo alzaba la vista, ya me lo había perdido!).

Llegamos a la una del mediodía (porque era sábado y no nos levantamos temprano) y tomamos un tour a pie con un guía que se contrataba en la oficina del turista.

El tour no comenzaba hasta las 2 y media así que paseando por el centro encontramos un French Market y nos metimos y vimos (y compramos) quesos y salames diferentes, no lo pudimos resistir.

Como tampoco pudimos resistirnos a estos camarones gigantes al ajo, que un señor francés preparaba y vendía sin parar!

Los camarones gigantes al ajo. (Parecen gatas peludas rosas!)

Se hizo la hora y fuimos al encuentro del guía, Joseph – me acabo de dar cuenta, se llamaba igual que el guía de Praga! Y en verdad, era igual al guía de Praga, en el sentido de que se iba por las ramas y por momentos la visita se hacía tediosa pero como lo de alrededor era tan grandioso y espectacular, uno se podía distraer un poco.

El pasto del quad en Lincoln College.

Al igual que en Cambridge, está terminantemente prohibido pisar el césped que hay en cada college. Solamente lo pueden pisar los profesores.

Si Cambridge se caractiza por los científicos que egresan de ella, Oxford puede jactarse de sus egresados que se especializan en economía y política y muchos terminan en el gobierno. Un ejemplo es que todos los primer ministros de Inglaterra desde los años 40 han estudiado en Oxford, salvo el actual, Gordon Brown, y Winston Churchill (Churchill nunca fue a la universidad).

Lincoln College.

Visitamos la Bodleian Library, una biblioteca que tiene la colección más grande de manuscritos del mundo. Entramos unos cinco minutos y no se imaginan, unos libros medievales con letras góticas, con dibujos, cartas, diarios, en fin, una colección que estaba en exhibición y que era una mínima parte de todo lo que deben tener! Pero no saben lo que se siente tener ante tu vista un librote medieval y ver sus tapas gastadas, sus hojas finitas… O te emocionás o se te cae la baba.

Si quieren tener una idea de lo que describo, clickeando aquí acceden a ver algunos manuscritos.

En esta biblioteca se filmó una de las pelis de Harry Potter, fue usada como el interior de la escuela Hogwarts. Disculpen que no les pueda decir con precisión cuál película.

La entrada a la biblioteca daba a un patio interior donde está esta estatua

La estatua de Duke Humprey.

Esta es una torre sobre otra de las entradas al patio de la biblioteca.

Esta es Radcliffe Square.

Y atrás queda esta iglesia

St Mary The Virgin.

Cuando visitamos Oriel College pudimos entrar al comedor, miren qué señorial, a mí me daría lástima morder una tostada y que se caiga una miguita! La mesa perpendicular a las demás es donde comen los profesores.

Quiero ese estilo para el comedor de mi casa!

Christ Church, de un costado.

Entrada principal de Christ Church College.

Mientras buscábamos dónde comer (cuando ya hubo terminado el tour) vimos este negocio

que de afuera no dice mucho, pero si mirás arriba…

Oh, qué sorpresa!

Este negocio aparece en uno de los dibujos (los originales) de Alicia en el País de las Maravillas. Era un negocio de golosinas que era visitado por la Alicia original, la niña que inspiró a Lewis Carroll (quien se educó y vivió en Oxford hasta su muerte).

Al lado de este negocio encontramos un lindo salón de té donde la gorda se sentó y se dió el gusto de pedir un cream tea (té con tortas y sandwiches).

Alicia, qué delicia! Sandwiches de pepino (mis favoritos), de salmón ahumado y de huevo y mayonesa. Y un cheese cake, una carrot cake y una coffee cake. Y me lo comí todo yo solita!

Y seguimos paseando…

Un equipo en plena filmación. No reconocimos al actor.

El río Thames.

Había algo que yo quería preguntarle a Joseph y le dije a Ale… Él me replicó «Qué va a saber!» pero mi curiosidad pudo más y le dije «Joseph, hay un jugador muy famoso, Maradona…» «Ah, sí sí!», me interrumpió «estuvo aquí, dando una charla hace unos años!» «Sí! Y dónde fue?» le pregunté. Me dijo que fue en Oxford Union, en St Michael Street y ahí fuimos luego. Ya estaba cerrado, pero igual le saqué una foto:

Oxford Union.

La Municipalidad.

Carfax Tower.

Esta torre es considerada el edificio más antiguo de Oxford, es una torre anglosajona c.1040.

Comentario (19)

  • Flor| 23 septiembre, 2008

    Justo te iba a preguntar lo de Alice in Wonderland, pero ya me despejaste la duda, era en Oxford (en donde está la puertita por la que se escapa el conejo, o algo por el estilo, no?)

    En verdad te comiste todo lo que se ve en la foto vos sola?? (sandwiches y torta)

    Besitos

  • Betelgeuse| 23 septiembre, 2008

    Como te castigas eh!!
    Besis

  • tia elsa| 23 septiembre, 2008

    Lo de los trenes, un tema aparte, comparado con lo que es viajar en tren en la Argentina, no sabés si reir o llorar. Se nota que iba muy ligero por la filmación, todo pasa a una velocidad luz. Los camarones me encantan, así grandes los comì en Brasil. Y Oxford sin palabras, besotes tía Elsa.

  • natiluta| 23 septiembre, 2008

    OXFORD:otro punto pendiente para cuando vuelva a England!! me re quede con las ganas… AGUANTE HARRY POTTER!! jajjaajaja besos!!
    naty

  • Rod| 23 septiembre, 2008

    Ali, no me dijiste nada tamañana que había estado por Oxford!!!! Me encantó el post, y las fotos.

    Después el gordo soy yo eh ¬¬

    Nos hablamos mañana o al regreso.

    All the best,
    Rod

  • Diego Fernández Magdaleno| 23 septiembre, 2008

    Este verano estuve en Oxford. Me impresionó muchísimo la visita y me ha gustado mucho recordarla en entrada de hoy.
    Saludos,
    Diego

  • Betty| 23 septiembre, 2008

    No sé por donde empezar a comentar! Aparte de “envidiarte” por el paseo, tambien lo hago por todo lo que comiste! Como hacés estar tan linda, comiendo tantas cosas ricas?, que suerte que lo puedas hacer!
    Como siempre tus relatos sobre la historia, tradiciones, cultura, arquitectura, del lugar, nos hacen sentir que estamos ahí.
    Y mi preferido el Alice´s shop!!! Que bueno!!! Me parece increíble que exista.
    Un beso

  • ana| 23 septiembre, 2008

    Hola Ali!
    ME encantan tus reseñas de viajes..y más porque le dedicás el tiempo y las fotos necesarias a mostrarnos las cosas ricas que encontrás…primero se me hizo agua la boca con los camarones y después las tortas y sandwichitos…sin dudas yo también me los hubiera comido solita.
    Hermosa Oxford por donde se mire!!! y esos manuscritos!!!!!!! besos

  • Maria Marta| 23 septiembre, 2008

    Oxford es siempre un placer, no? Fuiste en uno de esos Virgin trains? La ultima vez que fui quise hacer ese walking tour pero me dio fiaca. Aparte de los momentos aburridos que mencionaste, vale la pena?

    Me diste mucho hambre sobre todo con los langostinos gigantes esos. Me voy a comer mis M&S «count on us» low fat crisps…
    Que deprimente!!

  • Maguita| 23 septiembre, 2008

    Ali, no me alcanza el tiempo para ponerme al tanto de tu blog, cuántos viajes, cuantos lugares lindos! Me encantó este post, y me quiero sentar ya ahí a tomar un buen té de gordas con esos ¿qué son? ¿sandwichitos?
    Un beso grande y seguí disfrutando, y contando, claro!

  • Maguita| 23 septiembre, 2008

    Ah, no conozco Inglaterra, uno de los mejores amigos de mi maridito vive justamente desde hace pocos meses en Oxford, y este año voy sí o sí, así que me voy apuntando tus recomendaciones… me encantó el negocio de Alicia en el país de las maravillas!

  • Jorgelina| 23 septiembre, 2008

    Hola!!
    Que lugares hermosos,esas construcciones antiguas son adorables.
    Me encantaria tomar y con esas cosas ricas…mmmm….
    Un gusto pasar por aqui.
    Linda semana

  • doble visión| 23 septiembre, 2008

    Alice… gracias por el tour con ese final gastronómico irresistible.

    saludos
    marcelo

  • pablo| 24 septiembre, 2008

    hermoso, dan ganas de ir. saludos pablo

  • Gera| 24 septiembre, 2008

    Para variar tus descripciones son increibles, da la sensación de estar uno paseando por ahi!
    Que lindas fotos! Y que ricos los camarones… ay ya me dio hambre!
    Besos
    Gera

  • Marian| 24 septiembre, 2008

    que lindas fotos y tour!!!
    Un cream tea me vendria barbaro ahora… no porque necesite la cream… pero que rica una torta en este dia nublado!

  • Andre| 24 septiembre, 2008

    Las fotos geniales como siempre! me diste hambre! jajaja

    Oxford me encanta… tiene ese no se que … :))

  • Omar Magrini| 25 septiembre, 2008

    Alicia:
    Buenisimo el paseo por Oxford, espectaculares las fotos y esos lugares, yo tambien quiero ese estilo para mi comedor!!!! Y el cesped y esos camarones gigantes con ajos…uhmmmm, si ya siento el olorcito…. y la frase del año, «primero arreglemos el jardin antes de comprar los enanos!!!!» Genial. Felicitaciones por el post y por el paseo, imperdible.
    Un beso
    Omar

  • Alicia Seminara| 25 septiembre, 2008

    Flor,

    sí, sí, me comí todo eso yo sola!

    Betelgeuse,

    me mato!

    Tía Elsa,

    Gracias una vez más!

    Natita,

    pues vuelve!

    Rod,

    gracias amoroso.

    Diego,

    sí! Ví tus fotos en tu blog!

    Betty,

    qué exagerada! Como de todo pero muy sano y me zafo con lo dulce y los cream teas. Pero mi secreto es no comer nada después de las 8 de la noche. Nada!

    Ana,

    gracias por tu comentario!

    María Marta,

    no, no fui por Virgin Trains fui por First Great Western. Pero che! Qué fiaca ni qué fiaca! Volvé y hacé el tour que vale la pena!

    Maguita,

    sí, son sandwiches de pan lactal pero que les cortan los bordes. Y te los recomiendo, date el gusto cuando vayas a Oxford.

    Jorgelina,

    muchas gracias a vos por tu comentario!

    Marcelo,

    gracias por pasar!

    Pablo,

    gracias! Bueno, dale, vení!

    Gera,

    vos también vení!

    Marian,

    en serio, las tortas van muy bien con los días nublados!

    Andre,

    me parece que no sos la única con hambre!!!

    Omar,

    gracias a vos por pasar y por tu lindo comentario, siempre tan atento vos.