Madrid, España

Ay te dejo Madrid
Madrid
A tu boca de anís

Espero estar un poco más inspirada que Shakira para poder describir la hermosa ciudad de Madrid.

Madrid es 10 veces más linda que Buenos Aires porque tiene 10 veces más edificios tan bellos como los de Buenos Aires, no me mal interpreten. Lo que quiero decir es que Madrid es tan bella como Buenos Aires, creo que podría definirla como la hermana mayor y más pulcra.

Volví enamorada de esta ciudad maravillosa, limpia, ordenada, cosmopolita, vibrante, que si no fuera por los modales de los madrileños, viviría allí. (Ok, no se puede generalizar, pero un poco de «gracias» o «permiso» o una sonrisa no estarían de más – sobre todo cuando atendés al público, joder!)

El sábado

Llegamos a Madrid el sábado a la mañana y desde el aeropuerto de Barajas tomamos el subte.

El aeropuerto es enoooooorme, limpísimo y muy moderno. Tomamos el subte que es divino, limpísimo, moderno y puntual.


Compramos el boleto que era un pase por tres días y lo gracioso fue que había que escribir nuestro número de DNI sobre él!

Cuando bajamos en la estación que está sobre la Gran Vía fue como haber llegado a la Calle Corrientes en Buenos Aires. Caminamos unos metros hacia el hotel, dejamos los bolsos y esperamos a Gerardo que venía a nuestro encuentro.

El hotel era temático, muy original por cierto: el tema era el burdel.

Detrás del escritorio del check-in había fotos de (como diría mi padre) bataclanas de los años 20, más o menos.


Las escaleras y los pisos eran de mármol y las puertas de los ascensores, de vidrio. La decoración de las habitaciones tenían muebles blancos con fundas negras, lámparas plateadas, piso de cerámica negro. Ok, suena horrible, pero no lo era!


Por fin nos encontramos con Gerar! Con él recorrimos la ciudad, almorzamos en un restaurante pequeño, lleno de humo de cigarrillo pero la comida exquisita!

Tota y Porota en Madrid.

Caminamos por aquí y por allá, hablamos de todo, nos reímos mucho y terminamos nuestro día en una heladería argentina. Luego Gerardo se fue a su casa, Ale se recostó porque le dolía la rodilla y yo me fui a algunos negocios a ver ropa y, como siempre me pasa, vi tanto, me probé de todo y al final no compré nada!

El domingo

Fuimos por la mañana a un mercado llamado El Rastro, muy parecido a las ferias de conurbano y cuando ya se hizo la tarde, después de almorzar (o sea, tipo 3 de la tarde) fuimos al Museo Reina Sofía a ver, entre otras cosas, el Guernica de Picasso. También vimos otras obras de Picasso y Dalí pero el Guernica fue brutal!

De allí al Museo del Prado… Yo he visitado muchos museos pero ninguno me impactó tanto como el del Prado, debe ser, supongo, que como a mí siempre me gustaron las pinturas renacentistas es que sentía que me sentía parte de dicho museo.

Fue increíble y sólo tuvimos tiempo para ver Las Meninas, La Maja Vestida y La Maja Desnuda.

Me juré volver a este museo maravilloso.

El lunes

Fuimos a desayunar a una pastelería muy famosa llamada Torreblanca porque me la había recomendado una madrileña que trabajaba conmigo en la bombonería.

Luego, a hacer algo de shopping y siempre termino comprándome lo mismo: libros y souvenirs!

Perlitas

– Fuimos a El Museo del Jamón todas las veces que pudimos: a cenar, a merendar, cuando nos cruzábamos con uno y nos convencíamos de que teníamos hambre, pues entrábamos. Creo que ya desarrollé anticuerpos, por unos meses no voy a comer más jamón crudo!

Merendando en El Museo del Jamón, antes de ir a El Prado.

No se me nota cansada, no? Después de El Prado, volvimos a El Museo a cenar!

– Los españoles en general tienen la costumbre de comer al pasar y parados! Se acostumbra a comer en la barra y, por consiguiente, el piso siempre está lleno de servilletas, escarbandientes, colillas de cigarrillo… un asco, bah. Y toda la gente atiborrada comiendo, tomando, charlando y fumando!!!! Socorro!

– Como mencioné más arriba, los modales dejan mucho que desear. Yo vi un restaurantito que me pareció curioso, abrí la puerta y miré cómo era por dentro y el divino del mozo que estaba cerca me espetó: » A ver si cierras la puerta que entra corriente de aire!». La cerré y me fui! Qué carácter!

– Ay, las vendedoras de El Corte Inglés son todas iguales donde vayas! Tanto en Vigo o Barcelona o Valencia, siempre están cuchicheando entre ellas, todo el tiempo! Si ves alguna caja vacía, andá a otra y seguro vas a encontrar dos o tres dándole a la charla!

Y también…

La catedral donde se casaron Don Felipe y Doña Letizia.

El Palacio Real.

Ale subió un álbum muy interesante porque a medida que uno ve la foto, al costado aparece marcado en un mapa dónde se encuentra lo que se ve. Y además tiene explicaciones y ustedes pueden dejar un comentario… No! Mejor déjenmelo acá!

Comentario (9)

  • Gera| 23 noviembre, 2007

    La pasamos lindo en Madrid ese día eh???? Sorry que los hice caminar tanto.. pobre Ale que se la re banco.

    Pero bueno terminamos en la heladeria y se pidio el helado de dulce de leche.

    Alice la pase re bien, gracias por los regalitos!!!

  • Eli| 27 noviembre, 2007

    Uy que lindo Madrid !! Si, viste lo que son los bares? la gentp arada tomando y morfando, fumando y charlando, un quilombo ! Pero tiene su magia. Ay me dieron ganas de ir ! Que lindo el reencuentro…
    Beso

  • Anonymous| 11 diciembre, 2008

    Respecto a la dudosa educación o forma en que los madrileños dispensan el trato hacia sus semejantes, y que usted tanto airea, me permito recordarle que, desafortunadamente, numerosos inmigrantes argentinos que viven en Madrid y en otras partes de España se dedican, por vocación o devoción, lo ignoro, a cometer delitos contra honrados ciudadanos y sus bienes dejando una más que pobre impresión sobre la cultura, educación e idisoncrasia de un país tan importante y hermoso como es (¿o como era?) Argentina. Yo, que soy madrileño y he vivido en París, Londres y Bonn, le puedo asegurar que el vicio de fumar (que por fortuna no lo sufro), tomar una copa y charlar en una barra de un bar es un fenómeno muy generalizado en dichas ciudades. No quiero ni imaginar como será en Buenos Aires.

  • jlg| 31 mayo, 2009

    Eli…
    Hay que hacer algo de auto-crítica… lo que dice Alicia es cierto,,,y no queda amortiguado porque digas que muchos latinoamericanos o argentinos se dedican a robar a pacíficos y honrados españoles,,,, pues hay muchísimos españoles que hacen lo mismo con honrados argentinos y latinoamericanos…
    Lo de los modales es muy cierto, y resalta más cuando has conocido otras culturas «mas amables».
    Por cierto,,,odio el tabaco y el egoísmo de los fumadores,,,ojala tengamos ya pronto una verdadera ley «Anti tabaco» , no la ley «pro tabaco» que tenemos todavía.

  • Anonymous| 21 septiembre, 2010

    Hola alice!!!
    He vivido en Madrid y en buenos aires y sin ánimos de ofender, te diré que los porteños me parecen mucho más maleducados q los madrileños, la de golpes que nos habrán dado caminando por la calle y no dicen ni perdón, la de veces que se han colado delante de nosotros en las colas y encima si reclamas te hacen sentir que eres problemática, lo mal q atienden al publico y lo lentas q son las cajeras en general x estar cuchicheando entre ellas y no hablo de una tienda solo, NO! me paso en la gran mayoria y bueno en general creo q BA es una gran jungla, y sus habitantes han tenido q adaptarse a ello x eso el bonaerense (a mi modo de ver ) es mala leche, el madrileño solo es más tosco al hablar, espero no ofender a nadie con mi comentario es solo una opinión forjada de 2 años viviendo en BA y 7 en Mad, por cierto los argentinos del interior son otra cosa 🙂 Un saludo !

  • Gaston| 17 marzo, 2011

    Hola, hace muuucho encontré tu blog, y nunca te comenté nada, pero este post de Madrid merece que te comente algo. (Y más después de leer el comentario de arriba).

    Vivo en Madrid (por suerte no por mucho tiempo más, me mudo el martes a Londres. Esta ciudad es hermosa, es como una little Buenos Aires, y que todo funciona (por lo menos en lo que transporte y servicios públicos), peeero me mudo básicamente porque me he hartado de los españoles, son maleducados, hediondos, gritones, quejosos, poco eficientes, vagos, engreídos (los argentinos también lo somos) y un gran número de etc.

    Sin dudas es una ciudad hermosa, y un país muy lindo, tuve oportunidad de conocerlo bastante, pero la gente deja mucho que desear. España sin españoles sería mucho más bella.

    Conclusión, no vivas en España, venite de vacaciones cada tanto.

    Un saludo.

  • Anonymous| 11 abril, 2012

    Los españoles de Madrid no tienen pero nada que ver con los españoles de Andalucía o de Canarias o de Galicia. Gastón, deberías distinguir porque yo mismo siendo de otro lugar de España, reconozco que los madriles son bordecillos, pero en otras partes de España no es así y lo noto cuando viajo por mi país.

  • pepe| 19 marzo, 2016

    Me parece increíble que se pretenda generalizar el que hayas encontrado gente maleducada. Es como si yo digo que todos los ingleses son maleducados porque cuando vienen a España no hacen más que emborracharse, mear por las calles, pisar el césped, vomitar…. ¿Sigo? Ah, pero son muy educados porque en Londres siempre tienen el «sorry» en la boca.

    • Alicia's Own| 19 marzo, 2016

      Hola Pepe, bienvenido. Mirá, si de algo te sirve, mi visión sobre los españoles ha cambiando muchísimo desde esa vez que fui. Estaba en esos años recién llegada y sí, cometí el pecado de generalizar. No soy de la misma opinión y adoro España y su gente. Esto es un post viejo y no sigo pensando igual. Gracias por pasar.

  • error

    Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: