Reflexiones

Pequeñas Delicias De La Vida Laboral

Cuando nadie me ve
puedo ser o no ser.
Cuando nadie me ve
pongo el mundo del revés.

(Cuando Nadie Me Ve – Alejandro Sanz)

A quién le gusta levantarse temprano todos los días, viajar medio dormido, llegar al trabajo y lidiar y/ o convivir con colegas y/ o jefes?A nadie! Pero creo que, así y todo, siempre en nuestro trabajo encontramos algún que otro pequeño placer.

Los míos son:

– Llegar a la oficina y ver que están los escritorios de los jefes vacíos.

– Estar sola la mayoría del tiempo, por ende, trabajar a mi propio ritmo.

– Escuchar la radio cuando no estoy al teléfono.

– Tomarme una hora para almorzar y comer leyendo la internet o un libro.

– Tener dos laptops, una para trabajar, la otra para surfear y poner la radio.

– Tener el baño a diez pasos en el mismo piso.

– Poder tomar más de un litro de agua sin casi darme cuenta.

– Trabajar sentada.

Qué pequeños placeres encontrás (o te buscás) en tu trabajo?

Un Negro En Mi Vida


En Argentina es muy común usar la palabra negro, negra, negrito, negrita, para referirse o llamar, con mucho cariño, a alguien con quien tenemos confianza. Puede ser esta persona un hijo, un amigo, un novio, un familiar… Y es muy raro que alguien se ofenda. Igual, siempre hay algún ario o rubio de alma que te diga «Ay, no, por favor!» pero esta última reacción no es muy común.

Por ejemplo, mi mamá siempre tuvo costumbre de llamarnos a mi hermana y a mí mis negritas cuando nos hacía un mimo; mi primo Marcelo es Negro para mí, y tanto él como mi amiga Araceli cada tanto me llaman Negra, etc.

(A los muchachos les viene bárbaro llamar a la novia Negra porque así no se confunden los nombres, llamándola a la actual con el nombre de la anterior.)

A mí lo que me gustaría saber es

– Si sos de otro país, con qué apelativo se llama comúnmente a alguien querido?

– Si sos argentino/a, quién es el Negro o la Negra en tu vida?

Me Encanta/ No Soporto El Tango

Me encanta el tango. La danza. Adoro. Es mágico bailar y mirar bailar tango. Es difícil describir con palabras los movimientos y el lenguaje corporal que involucra. Yo siempre escuchaba de «la sensualidad del tango» y no lo entendí hasta que fui grande.

En una época bailé tango. Tenía un novio que bailaba muy bien y me hacía bailar con sólo poner su mano en mi cintura. Yo, que jamás lo aprendí, (y si me pedís que lo haga ahora, no sé) lo bailaba. Es así de mágico.

Me cae un poco gordo (como dicen los mexicanos) que en las tanguerías, según me cuentan, todavía haya tanto machismo como en los ’40: Que si te miran, que si bailás con éste el otro no te saca, que hay que ir bailando en ronda, que no sé qué! Tienen millones de reglas y son todas machistas! Quisiera ir a una tanguería a aprender a bailar pero todo el mundo se mira y eso me revienta! Prefiero quedarme en casa, poner un CD de The Police y bailar como ellos en este video!

No soporto el tango lacrimógeno, ese tango llorón, en cuyas letras la mujer es mala, el tipo es un cornudo y la pobre mi madre querida, una santa que lava la ropa en el fuentón. No encuentro poesía en la añoranza constante de que todo tiempo pasado fue mejor; no entiendo la nostalgia.

Y una cosa que me viene llamando poderosamente la atención desde hace unos cuantos años: Los rockeros del rock nacional de los 80, esos que yo escuchaba en mi adolescencia, ahora se han volcado al tango! Miguel Cantilo, mi adorado, ahora es tanguero! Celeste Carballo, tan rockera y/o punk, está incursionando en el tango! Quién más?! Hasta Javier Calamaro! El guarro de pantalones de cuero, canta tango!

Hace un par de años, nos reunimos con los antiguos integrantes de la banda donde tocaba Ale, rock pesado, pelos largos y toda la parafernalia (antes… porque los bucles volaron hace años!) y Gabriel, el bajista, el fundador de Lovecraft, el líder, el Slash, tan heavy él, empezó a recitar versos de tangos entre cerveza y cerveza!

WTF?!?!!

Qué te pasa cuando pisás los 40!?!? Te asalta el fantasma de Carlos Gardel!?!?!

Friends Will Be Friends

Con más de 30 años y con blog? Y cómo no escribí sobre Friends hasta ahora?!?!?

Me acuerdo de verlos (en el canal Sony era?) con subtítulos en castellano. Los veía cuando podía y me divertía y me sentía identificada con algunas de las situaciones que mostraban: cosas que me habían pasado o que nunca me pasaron o que me hubiese gustado que me sucedieran…

Desde que vivo aquí, los veo siempre que puedo también y creo que ya he visto todos los capítulos de las 10 temporadas. No es difícil porque aquí los pasan desde las 5 de la tarde hasta las 10 de la noche, o sea, 5 veces al día, tres capítulos por día, por 5 canales distintos de lunes a lunes, sin paraaaarrrr! Termina la temporada 10 y al día siguiente empieza el primer capítulo de la 1. Y así ad infinitum!

Entonces, de la misma manera en que antes yo veía Carozo y Narizota a las 5 de la tarde mientras tomaba la leche, ahora miro Friends mientras tomo mi diario té con leche.

No voy a decir que «Me identifico con Rachel» , «Soy igual que Monica» , «Yo, igual que Phoebe» porque, en realidad, creo que todas tenemos un poquito de cada una.

De Rachel, tengo que soy caprichosa y una nena de papá y mamá.

De Monica, tengo que soy obsesiva (quién no!), mandona y gritona.

De Phoebe, es más difícil porque no soy tan bohemia ni nada hippie aunque he tenido muchas aventuras.

De los chicos, mi favorito es Chandler, sin dudas; es muy gracioso y me hace acordar a mi primo Daniel.

Ross me trae recuerdos de un novio, como alguna vez conté.

Y Joey me hace acordar a mi ahijado Leandrón, por lo cariñoso y alegre.

Muchas escenas son mis favoritas pero recuerdo la carcajada monumental que largué cuando vi esto:

En esta escena sí puedo decir que soy Rachel: bailaba así (Bueno, che! eran los 80 y esa escena es en esa época aunque no bailábamos Funkytown, eso era muy ’70s y en esos años no estaba de moda!), me peinaba parecido y los aros, la ropa… qué horror, pero así son las modas!

Mis capítulos favoritos son los de Thanksgiving.

También cuando aparecen las hermanas de Rachel.

La mejor para mí es el personaje por Christina Applegate!
«If you guys die, and the crazy plate lady dies, then do I get the baby? «

En cuanto a los artistas invitados, podría mirar cien veces sin cansarme y sin parar de reír, el capítulo de Thanksgiving donde aparece Brad Pitt!

Donde hace de un amigo de Ross que odió a Rachel durante todo el secundario.
«Come on, Wills! Take off your shirt and tell us!»

También me gusta mucho el personaje que hace Bruce Willis en un par de capítulos.

Haciendo del papá de Elizabeth, la novia de Ross.
«
I’m just a love machine»

Y otro capítulo que para mí es genial es donde aparece Alec Baldwin.

Haciendo del súper-excitado novio de Phoebe.

«You’re like Santa Claus, on Prozac! At Disneyland! Getting laid! «

Hay alguna escena, capítulo o personaje de Friends que recuerdes en especial?

Divagues Odiosos

Cuando uno no se engancha con una película empieza a divagar. Mira más allá de lo que ve en pantalla y la atención, lejos de concentrarse en la historia que se presenta, divaga y divaga y divaga…

(No me odien los fanáticos…)


– Pensar que de chiquito era tan bonito… Es cierto como dicen acá, tiene la boca de Cherie Blair


– Qué lindo se puso el colorado!


– Qué flaquita la Hermione!


– Ay, Maggie Smith se puso dientes nuevos!


– Alan Rickman, mi favorito, y qué bien le sienta el personaje de Profesor Snape!


– No es linda la chica que enamora a Harry Potter…


– Qué feo se puso el rubio!


– Qué pasa en esta película!?! Están todos calientes!


– Me vas a decir que ese pibe con esa pose sobre el palo de escoba no es todo un mensaje subliminal…


– Qué pesada la novia de Ron… Me hace acordar a mí a esa edad!!!


– Cuántas antigüedades!
Cuánta victoriana!

– Qué horror! Por qué tiene que estar todo cubierto de polvo?!?


– Mmmm… Esa escena es un guiño… La cara que pone y ese primer plano te quieren hacer creer que Ron está un poco… alzado, para decirlo elegantemente…


– Helena Bonham Carter, siempre hacés el mismo personaje de loca mala! Basta! Parecés Mirta Busnelli, siempre actuando igual!


– Ah, no, che! Esta escena es una de policías y ladrones con la diferencia de que estos se apuntan con varitas mágicas!


– Divinas esas copas! Y los profiteroles estarán rellenos de crema de leche, helado o crème diplomate?


– Ese monstruo es parecido a uno de Viaje A Las Estrellas! Es un Klingon, Ale!


– Qué película estoy mirando!?!? Harry Potter o El Señor De Los Anillos!!?


– Cuántos gólums!!!


– Ufaaaaaaaaa… Yo soy tan anglófila y sin embargo, estas películas de Harry Potter siempre me aburreeeeeeeeeeennnnnnnn!


Zzzzzz… Zzzzz
… Zzzzzzzzzz… Zzzzzzzzzzzz… Zzzzzzzzzzzzzzzzzzz…

– Ay, por fin terminó!

Placebos

Placebo:

(Del lat. placebo, 1.ª pers. de sing. del fut. imperf. de indic. de placēre).

1. m. Med. Sustancia que, careciendo por sí misma de acción terapéutica, produce algún efecto curativo en el enfermo, si este la recibe convencido de que esa sustancia posee realmente tal acción.

No te enojes, Maryland.

No te enojes, Millie.

No te enojes, Marie.

Resulta que yo, cuando era adolescente, me pintaba como una puerta: base de maquillaje, sombra, delineador, rimmel, rubor, lápiz de labio cremoso y encima de eso, brillo. Así salía a la calle.

Con los años, a partir de los veinte, dejé de maquillarme los ojos, dejé de usar base de maquillaje y sólo usaba delineador negro bordeando los párpados, lápiz de labio, algún rubor.

Para los treinta, sólo me maquillaba si salía a pasear o a una fiesta; y para trabajar, lápiz de labios solamente.

Ahora ni éso! Nada! Ni para ir a laburar!

Y me encantan los maquillajes, me gusta ver los tubitos de colores y acá es una tentación porque se puede probar todo! Hay testers y encima, las vendedoras te maquillan gratis.

En fin… Me encantaría, me gustaría maquillarme pero me da fiaca…

O pienso en mi piel…

Con eso tengo disciplina! Me cuido mucho la piel. Y la verdad, yo quiero creer que voy a tener resultados, no sé, por un lado acepto el paso del tiempo y por el otro, trato de que la arrugas tarden en pronunciarse…

A veces pienso que el paso del tiempo es inevitable y por mucha crema que te pongas… Pero como contrapartida veo el cutis de la gente que no se cuida y entonces me aliento a seguir adelante!

Y yo los llamo placebos, qué se yo…

Siempre tuve granitos y a los 29 me cansé de verme la cara con restos de adolescencia y fui a una dermatóloga a que me diera algo. Me dio esta crema que la uso desde entonces y es muy buena de verdad! Me mejoró muchísimo la elasticidad de la piel, incluso, me dijo, sirve para las arrugas. Tiene ácidos de fruta y cada vez que vuelvo de Argentina me traigo 4 o 5 potes por miedo a que se me termine.


Esta crema la uso sólo a la mañana, no a la noche, a la noche me gusta que la piel esté limpia y «respire».

Entonces, a la mañana yo:

– Me lavo la cara con agua y una gotita de este gel con el que me hago espuma.


– Me pongo la crema Hidrofruit.

A la noche, antes de dormir:

– Me paso un poco de crema por la cara y me la saco con algodón.


– Me lavo la cara igual que a la mañana.

– Me pongo sobre las arrugas (todas las que encuentre) una crema.


Y una vez por semana me paso el gel de siempre con un cepillito sobre la cara para exfoliar más a fondo.

Cepillito con tapita, qué monono!

Ya no uso tanta crema exfoliante por miedo a que me salgan venitas en la cara. Pero igual, cada tanto, de forma suave, la uso.


Mis placebos son estos. Y los tuyos?

Pensamientos Encadenados

Viernes…

Qué placer, a casa, a disfrutar del finde que se viene… Me siento en el subte y me pongo a leer…
Uh! Cerré el archivador con llave?!!?

Sí! No! No, sí! Sí que lo cerré!
No… A ver, repaso lo que hice antes de irme… Apagué las laptops, fui al baño… Y me fui…
No, no lo cerré!!! Qué hago!?!?! El lunes el-jefe-mala-onda termina sus vacaciones y a lo mejor viene… Si llega a ver el archivador con las llaves ahí me va a basurear!!!
Me va a decir con su sonrisa macabra que me olvidé otra vez de cerrarlo. Me va a hacer sentir del tamaño de una hormiga como aquella otra vez que llegué a la oficina y sobre mi laptop encuentro las llaves que me había olvidado de guardar en el cajón.
Sábado…
Ale, tengo algo aquí adentro, necesito contarlo… Creo que me olvidé de cerrar el archivador…
Domingo…
Qué buena peli The Wrestler… Ah, no, seguro que el archivador está cerrado… Pero el lunes voy a llegar más temprano que lo común para ver si llego antes que el jefe…
Lunes…

Dos horas antes de lo normal, me levanto, desayuno, me ducho, me despido de Ale, tomo el colectivo, tomo el subte, bajo en la estación, camino rápido, sí lo cerré, no, no lo cerré, va a estar él, va a llegar antes que yo, me va a sonreír, yo no voy a saber qué decir, voy a balbucear una estupidez, voy a sonreír como una tarada, me dirá algo, me voy a poner a llorar, le voy a decir que renuncio, voy a renunciar, llego a casa llorando, justo hoy que viene gente a cenar, voy a estar con un humor de perros, me va a salir mal la comida, abro la puerta, subo la escalera…

…y la llave está colgando del archivador y el archivador abierto…
Y miro alrededor y estoy sola.
Llegué primero. Respiré hondo… y sonreí por primera vez desde que me levanté!

(Obsesiva yo?)

Sarah La Honesta

No sé si la recuerdan, Sarah Palin fue candidata a vicepresidente junto a John Mc Cain por el partido Republicano en Estados Unidos en las últimas elecciones.

Es la gobernadora de Alaska y desde que fue ungida como candidata no pararon de criticarla por las pavadas que decía, por su pasado como Miss Simpatía, por cazar animales, por cualquier cosa. Pero la verdad es que esta mujer era medio brutita cuando hacía declaraciones.

Peor fue cuando en medio de la campaña electoral se anunció que su hija de 17 años, soltera, recién salida del colegio, estaba embarazada. Horror! Trataron de desviar algo tan negativo en positivo cuando John Mc Cain le dio su bendición al novio de la chica, al abrazarlo en público y blah blah blah.

En los debates no levantó mucho vuelo y fue más una figura mediática y al contrario de lo que le pasó a De Narváez con su imitador en el programa de Tinelli (que lo hizo más afable) la actriz que la imitaba (Tina Fey en Saturday Night Live) dejaba, con humor, entrever sus fallas.

Todos sabemos que los republicanos finalmente perdieron las elecciones y parecía que Sarah iba a seguir con su mandato. Pero hace unos días anunció que renunciará a la gobernación de Alaska. No dio sus razones y todos intuyeron que era para prepararse mejor para una futura contienda electoral.

Pero como las cosas con el padre de su nieto no quedaron nada bien, el pibe ahora prendió el ventilador: dijo que la razón por la que renunciaba Sarah era porque se dió cuenta de que podía ganar millones con publicar un libro y/ o dando conferencias por ahí, como la escuchó decir en más de una oportunidad.

«Ay, pero mirá vos!,» me indigné. «Esta tipa renuncia para hacer guita!»

«Bueno,» contestó Ale, «por lo menos es honesta. Fijate que su idea de hacer dinero es escribiendo un libro en vez de pensar en hacerse millonaria robando dinero del Estado».

Y la verdad, tiene razón. Su decisión da qué pensar…

Bien, Sarah. Así se hace.

Querida María

Alguien la quiso alguna vez?

Con todo lo que saltó a la vista durante la exposición mediática de este caso, lo que quedó en evidencia es que a María Marta García Belsunce sus más cercanos no la querían.

Ni el marido, ni los hermanos, hermanastros, ni siquiera los padres. Lo único que les importaba, aparentemente, era salir en la tele defendiéndose unos a otros, importando poco si se contradecían.

No se escatimó en gastos pero no para tratar de esclarecer el crimen, sino para pagar abogados que defendieran lo indefendible.

Trato de imaginar cómo habrán sido sus últimos minutos, el horror y el miedo que habrá sentido, la impotencia de no poder defenderse y sentirse acorralada.

Según se desprende de las crónicas de los diarios, se hizo todo lo posible para que parezca un accidente. Yo pensé que la etapa de cubrir escándalos para que no se hable de una persona como uno ya estaba superada. Que pertenecía a los años ’50 o a las novelas de la tarde. Pero se ve que no.

Es más importante limpiar restos de sangre y tapar el sol con las manos con tal de simular que todo está bien y que nos mantenemos unidos como regios que somos (por el espanto, pero unidos al fin). Y de la muerta olvídense, bien muerta está.

Que (alguna vez) descanse en paz.

Cronología del caso Belsunce

Las dos muertes de María Marta

Los caminos del absurdo

El Camino Hacia El Corazón…

Realmente, si yo tuviera hijos serían pequeños cerditos…

…es a través del estómago!

Comprendo totalmente a la gente que no le gusta cocinar: Es como si a mí me hicieran sentar dos veces por día a hacer manualidades. No y no.

Pero como sí me gusta cocinar, voy a escribir sobre ello.

Nunca pensaron qué pasa por la cabeza de quien cocina?

Contrariamente a lo que uno pueda imaginar (listado de ingredientes; cantidades; tengo tomate en la heladera?) cuando una persona cocina piensa en quien va a alimentar. Y recuerda alguna anécdota graciosa o triste que tuvo con esa persona, algún episodio de la infancia cuando la mamá o la abuela les enseñó cómo sacar el olor a ajo de las manos, cuando se quemó un dedo al sacar una bandeja del horno…

Cocinar es el disparador ideal de recuerdos que, de otra forma, quedarían olvidados en nuestro inconsciente. Cocinar es un proceso que te agudiza los sentidos y estimula tu cerebro. Cocinar es un acto de amor hacia los demás.

Creo que la mejor explicación gráfica que puedo encontrar es invitarlos a ver la película mexicana Como Agua Para Chocolate, una obra magistral para mí. Allí se ve claramente cuánto de sí mismo uno pone al preparar un plato.

Cocinar me pone de buen humor, me desconecta del día laboral y me conecta con mi lado no egoísta.

Quisiera recomendarles un sitio fabuloso que a la vez me lo recomendó Gerar. Se trata de Myri (es de Quilmes!), vive en Francia y tiene un blog en español (y otro en francés) con recetas. Con las que se imaginen.

Myri pone amor y tiempo tanto en la cocina como en su blog. Descubrir este blog para mí fue como un mimo porque Myri no sólo te recomienda recetas sino que te sube el video del procedimiento, te informa sobre ingredientes de distintos países, por ejemplo. Y me pareció mucho más práctico que los típicos websites de recetas.

Encuéntrenla aquí.

Y a ustedes qué les despierta cocinar?

Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: