Mi Cumple

El Festejo De Mi Cumple En El Dorchester


Ale y yo no nos pedimos ningún regalo para nuestros cumpleaños: no la pegamos nunca. Entonces nos damos algún gusto además que el que cumple años elige el próximo destino de viaje.

Lo que sí pido es celebrar mi cumple tomando el té. El año pasado fuimos a The Connaught, ya fuimos para nuestro aniversario a The Langham y este año enfilamos para The Dorchester.

La pasamos muy bien, mucha cordialidad y buen gusto y buena comida.

Les cuento qué comimos? (Eso es lo que importa, no es cierto?)

Tomamos el té, que por ser en estas fechas, se llama Festive Afternoon Tea y lo tomamos en el restaurant The Promenade.

Como indica la monona servilleta bordada.

Primero nos dieron los menúes y nos preguntaron qué champagne queríamos. Le dijimos que no tomamos alcohol y me ofrecieron un cocktail de jugos frutas con fruta de la pasión (maracuyá, creo que es) que acepté con todo gusto. Ale prefirió directamente elegir el té.

Para los tés también hay menú, sí señor. Se elige de una carta y hay para todos los gustos. Yo elegí The Dorchester Blend, un té negro y Ale eligió un Vanilla Tea. Tenía un aroma riquísimo!

Después de traerme el cocktail, vino el mozo con una fuentecita con dos ejemplares de cada diferente finger sandwich que paso a enumerar:

– Sandwich de pavo con relleno y salsa de cranberry en pan de albahaca.
– Sandwich de pepino con queso crema en pan de comino de prado o alcaravea.
– Sandwich de jamón cocido con pepinillo en vinagre en pan de tomate seco.
– Sandwich de huevo con mayonesa con berro en pan blanco.
– Sandwich de pollo con mostaza en grano en pan de albahaca.
– Sandwich de salmón en pan malteado.

El mozo, muy ceremonioso, preguntó:

«Madame,» con acento francés, «qué sandwich le gustaría servirse?»

Yo, con la moderación que me caracteriza, le contesté:

«Todos.»

«Oh, pero Madame, mire que es mucho… Luego hay más para comer…»

«Lo sé pero no se preocupe, yo voy a poder probar todo!»

Y me sirvió todos! Y cuando le preguntó Ale, él contestó igual y el mozo se retiró con la bandejita vacía!!!

Aquí me tienen, a punto de comenzar a comer con el té ya servido y la vajilla linda.

Comí despacito así que disfruté cada bocado y la verdad es que no me llené tanto…

Cuando nos vieron los platitos con miguitas, nos trajeron una panacotta cubierta con un poquito de gelatina de naranja y jengibre para limpiar el paladar.

La panacotta.

Llegó el turno de los scones y los dulces. Primero trajeron las mermeladas y el clotted cream.

Mermelada de frutillas y de moras negras.

Todas las cakes! Los scones están en el plato de abajo, tapados con la servilleta para mantener la temperatura.

Mi scon con la crema y la mermelada de moras. Ñam!

Los dos, la mesa, la comida. Gorditos.

El ambiente era tranquilo, había un chico tocando el piano melodías tranquilas y de repente se escuchó que tocaba el feliz cumpleaños y se aparece el mozo con esto:

Una torta de mousse de chocolate!

Me sentí Queen Elizabeth! Qué lindo detalle! Es que cuando yo hice la reserva me preguntaron si era por alguna ocasión especial y yo dije que era mi cumpleaños.

A-do-ré!

Cuando hube soplado las velitas, el mozo me ofreció guardarme la torta para llevármela a casa.

Así que me trajo esta cajita tan mona:

Y feliz con mi cajita y mi amor y nuestras pancitas llenas, volvimos a casa!

La pasamos genial!

El árbol de navidad en el lobby.

Y Sigo Cumpliendo Años…

You say it’s your birthday.
It’s my birthday too, yeah.
They say it’s your birthday.
We’re gonna have a good time!
(Birthday – The Beatles)

Ah, sí sí… Después de los 20, las décadas pasan como si nada…

Hoy Marce y yo cumplimos 41!

Acá los dos bailando el vals este marzo en mi fiesta de 40!

No sé por qué pero desde que cumplí los 40 me siento más liberada, más que no me importan muchas cosas que antes sí. Digamos que me siento mejor plantada. Y hasta ahora se siente bárbaro!

Verdaderamente siento que estoy en la mitad de mi vida y como no pienso morirme nunca, la voy a seguir disfrutando!

Se acuerdan que una vez les mostré el video de Paul Mc Cartney donde me saludaba para mi fiesta de 40 y les conté que había más?

Bueno, acá están los otros (son videítos cortitos de 2 minutos) donde me saludaban…

Kiss!

David Coverdale!

La Reina!

Volveré Y Tendré Ilusiones

Ayer volví de Argentina después de haber pasado unos 15 días fabulosos con familia y amigos. Me resultó poco aunque debo confesar que tenía ganas de volver a Londres.

Cada vez que voy a Argentina disfruto mucho de reunirme con mucha gente, de charlar, de comer, pero llega un momento en que mi cuerpo me pide volver. Es como sentir que necesito estar en mi casa y pareciera que mi lugar está empezando a ser Londres.

Tengo la fortuna de, hasta ahora, ir una vez por año a Argentina y ver a los míos. Pero entre ellos me siento, a veces, de visita. Pero no quisiera ser malinterpretada: no me siento de afuera, que no me quieren, que no los quiero. Simplemente yo estoy empezando a sentirme yo, aquí. Por ahora. Quién sabe lo que el destino nos dicte más adelante.

Mientras tanto, digo que volví. Pero también sentí que volví cuando llegué a Buenos Aires. Mi habitación de soltera sigue igual, con los mismos posters, con los mismos libros y los mismos adornos…

Aunque esta vez fue especial porque decidí festejar mis 40 años y los 80 de mi papá con una gran fiesta que todavía no puedo creer que haya salido tan bien! Me divertí como loca y por lo que me cuentan los invitados, ellos también!

Con papá, cada uno con su torta.

Fue un mix de amigos y familia. Incluso conocí gente personalmente ese mismo día!!!

Invité a un grupo de bloggeros que ya conocía salvo Betty, y mención aparte, Mauris y Felipa que vinieron desde Montevideo especialmente!!!

Todo el mundo me llenó de cariño, a mí eso me conmueve mucho: Llegar a tu país y ver que hay gente que te espera y te quiere, es impagable. Uno viviendo en su país está acostumbrado a verse con amigos y familia y muchas cosas se dan por sentadas. Pero cuando uno vuelve, tiene ilusiones de encontrarse con mucha gente aunque, a la vez, siente un poco de ansiedad por si realmente esas personas querrán ver a uno…

Esta vuelta a Argentina me hizo plantearme «Qué hubiera pasado si me hubiese quedado?» . Y cada día, ante algún detalle diminuto, imaginaba mi futuro paralelo, esos años no vividos en Argentina y qué hubiesen hecho de mí: Me imaginé con hijos, me imaginé trabajando, me imaginé de vacaciones en lugares cercanos, Brasil como muy lejos. Me imaginé feliz, contenta y con Ale…

Y como la propaganda del pajarito, mi cabeza no dejó de taladrarme: Me quedé o me fui? Soy la misma o soy diferente? Es igual o lo mismo? Soy yo o soy otra?

Mi compañero de baile y de la vida. Gracias, mi amor.

El Festejo


El día de mi cumpleaños lo pasé con Ale (me regaló una cartera diviiiina!) y alguien más: el día anterior llegó a Londres Débora a quien vi crecer, hija de una amiga de toda la vida y que acaba de cumplir 18 años y no quiso ni Bariloche ni nada: La nena no anduvo con chiquitas, pidió Londres. Y aquí está.

Con ella pues, fuimos a celebrar el cumpleaños en el restaurant Espelette en The Connaught. Fuimos a tomar el té a este hotel tan elegante donde nos sirvieron con la mejor predisposición y donde nos sentimos muy a gusto los tres.

Te daban la carta de tés y luego se venía, de a poco, con toda tranquilidad, los sandwiches y cakes.

Yo, como gordita que soy, les paso a mostrar lo que comimos.

Primero fueron los Finger Sandwiches.

De salmón, curry chicken, egg mayonnaise y pepino.

Luego, los scones.

Tiernísimos, servidos con diferentes mermeladas y clotted cream.

Y por último las cakes.

Tiramisu, mini trifle y Christmas chocolate log.

También, como broche a tanta comida, nos ofrecieron unas rodajas de unos bizcochuelos como nunca comí en mi vida, tan tiernos, esponjosos y deliciosos.

Si quieren seguir babeándose, acá tienen el menú.

Ale había avisado al maître d’ que era mi cumpleaños así que aparecieron con un hermoso plato decorado con chocolate.

Me encantó.

Bienvenida mi lauchita.

Desde Hoy, Cuarentena…

And now the times are changin’
Look at everything that’s come and gone.
(Summer of ’69 – Bryan Adams)


…por no decir…

CUARENTONAAAAAAA!

Una nueva década…

Me doy la bienvenida a una edad que me parecía muy lejana, y aquí estoy, mirando de costado y desconfiada.

Dicen: » La vida comienza a los 40″ …

Para mí, mi vida empezó a los 20 y hoy siento que mi vida está por la mitad. Y que el tiempo pasa rápido. La nueva década me encuentra a la expectativa. Qué habrá detrás del 4 y el 0?

Prefiero conmemorar mi natalicio con esta canción tan hermosa:

Let’s dance in style, Bailemos con estilo,
let’s dance for a while. – bailemos un rato.
Heaven can wait,
El cielo puede esperar,
we’re only watching the skies – sólo estamos mirando el cielo
hoping for the best – deseando lo mejor
but expecting the worst. – pero esperando lo peor.
Are you going to drop the bomb or not? – Van a tirar la bomba o no?

Let us die young – Déjennos morir jóvenes
or let us live forever. – o déjennos vivir para siempre.
We don’t have the power – No podemos hacerlo
but we never say never. – pero nunca hay que decir nunca.
Sitting in a sandpit, – Sentado en un cajón de arena
life is a short trip – la vida es un corto viaje.
The music’s for the sad man. – La música es para el triste.

Can you imagine – Podés imaginar
when this race is won? – cuando se haya ganado esta carrera?
Turn our golden faces into the sun, – Girar nuestras caras doradas hacia el sol,
Praising our leaders Elogiando a nuestros líderes
we’re getting in tune. – estamos en sintonía.
The music’s played by the madman. – La música la toca el loco.

Forever young, Por siempre joven
I want to be forever young.
Quiero ser por siempre joven.
Do you really want to live forever,Realmente querés vivir para siempre,
forever and ever. – por siempre y siempre.

Forever young, – Por siempre joven
I want to be forever young. – Quiero ser por siempre joven.
Do you really want to live forever, – Realmente querés vivir para siempre,
forever young. – por siempre joven.

Some are like water, – Algunos son como el agua,
some are like the heat. – algunos son como el calor.
Some are a melody – Algunos son una melodía
and some are the beat. – y algunos son el ritmo.
Sooner or later – Tarde o temprano
they all will be gone – todos se irán.
Why don’t they stay young? – Por qué no permanecen jóvenes?

It’s so hard to get old – Es tan difícil envejecer
without a cause. – sin una causa.
I don’t want to perish – No quiero perecer
like a fading horse. – como un caballo débil.
Youth is like diamonds – La juventud es como diamantes
in the sun. – en el sol.
And diamonds are forever. – Y los diamantes son eternos.

So many adventures – Tantas aventuras
couldn’t happen today. – no sucedieron hoy.
So many songs – Tantas canciones
we forgot to play. – que nos olvidamos de tocar.
So many dreams waiting – Tantos sueños esperando
out of the blue, – cuando no se los esperan,
We’ll let them come true. – Nosotros los haremos realidad.

Alcanzame un pañuelo…

My birthday

Se me nota feliz? Fuimos a cenar a un restaurante al que yo siempre quise ir (Booxwood Café) y cuando llegaron los postres, noté que un mozo le había puesto una velita a un marshmallow. Yo no desconfié nada ni pensé que era para mí porque yo había hecho la reservación por teléfono. Entonces cómo podían saber los mozos acerca de mi cumple?

Pues Ale, con la excusa de que fue al baño, habló con el maître d’ y le dijo que era mi cumpleaños y me decoraron el platito con un muy británico «Happy Birthday Alicia» de chocolate!!!



Te gustó mi blog? Podés compartirlo clickeando: