Doha Día 2

Shopping, lujo, edificios increíbles y la mejor gastronomía.

El día de hoy fue increíble pero no empezó tan bien como terminó… Parecíamos unos inexpertos turistas que no pegaban una!

Yo creo que el calor atonta. Si no, no me explico.

El hotel: Una desilusión

Una cosa que nos tiene mal es el hotel. Ale tiene razón: Si vas a un hotel caro, la habitación será cara. Nunca reserves la habitación más barata de un hotel caro porque nunca vas a tener las comodidades mínimas.

Pero en nuestro caso, el problema fue que Qatar Airways tenía una oferta para los que viajen en Business Class: Por USD50 la noche, podías alojarte en un hotel 5 estrellas y te daban a elegir el hotel de una lista que ellos proponían. Ale quiso elegir el W y a mí me parecía modernoso. Le pedí elegir yo el hotel y me decidí por el Fraser Suites.

Un horror. El hotel será 5 estrellas pero la habitación que tenemos no lo es ni por asomo! Tiene todos los amenities de L’Occitane, por ejemplo, pero hay cosas básicas de decoración o calidad de las toallas o el diseño que no lo son, te lo puedo asegurar.

Pero no me quejo de llena, sino que me parece que es injusto que te vendan una habitación en un hotel de 5 estrellas cuando en realidad la habitación no lo es! Yo no tengo problemas de hospedarme en un hostel como tantas veces lo he hecho pero sé a dónde voy y qué servicio es. Es muy distinto cuando se trata de un cierto engaño. No sé, me siento estafada y ya nos contactamos con Qatar Airways, quejándonos de esto.

Ok, otro argumento puede ser: “Y bueno, qué querés por USD50!” Bueno, justamente! La oferta para atraerte era venderte algo de 5 estrellas por ese precio! Si no, si yo voluntariamente hubiese buscado un alojamiento a USD50 ya sabría qué esperar y no me estaría quejando!

Ya está, ya me descargué.

Ahora, a pasear!

Nabos totales, salimos a eso de las 10 de la mañana con rumbo al Museo de Arte Islámico que no está tan lejos, a unos 10 minutos de caminata calculó Ale.

Sí, pueden creerlo? Otra vez a caminar!

Ale me dijo que a esta hora de la mañana no iba a hacer tanto calor pero sí, sí que hacía calor!

Ni el loro!

Cuando llegamos a las puertas del museo, transpirados, cansados, nos avisa un guardia que hoy abría a las 12 del mediodía. Qué?!?

En el momento, entonces, me puse firme y dije: “Quiero ir a un shopping! Quiero aire acondicionado! Quiero desayunar!” Entonces Ale buscó y paramos un taxi y nos fuimos al Villaggio, un shopping al estilo veneciano, parecido al que está en Las Vegas.

Villaggio Shopping Centre

Llegando al mismo, pasamos por el estadio Khalifa.

Villagio Shopping Centre te da la bienvenida…

Sí, no se pueden sacar fotos y muchas otras cosas pero el tema de las fotos es porque quieren cuidar el decoro o la privacidad de las personas… Para mí es para decirles a los visitantes que no anden como locos sacándoles fotos a las personas como si fueran algo curioso.

Ale igual, discretamente, sacó algunas fotos.

El lugar es muy lindo.

Y qué placer el aire acondicionado!

Me vino un poco el alma al cuerpo y quisimos desayunar al estilo de este país y encontramos un lindo lugar y, debo admitir, lo elegí sho!

Delicioso todo!

Cuando terminamos de comer, se acercó el dueño y nos dijo que este otro desayuno:

Bananas con Nutella en una especie de crepe.

Dijo que nos lo regalaba y que hacía poco habían abierto y que si queríamos, también nos convidaba café.

Yo acepté el café, acepté todo, bah, y agradecimos, claro.

Le contamos que nosotros no vivimos acá pero que íbamos a comentar de su café en nuestros blogs así que, amigos lectores, ya saben, cuando vengan a Qatar, vayan a este hermoso café Dunia donde realmente se come fenomenal y no lo digo por el regalito que nos hizo, realmente se come delicioso!

Vieron la imagen de ese hombre que aparece en todos lados?

Es el rey! Y también aparece en estos artículos!

Se hizo la hora de volver ya que habíamos contratado un señor, a través del hotel, que nos viniera a buscar en su auto y nos llevara a donde nosotros le dijéramos.

Un city tour adaptado

Es que un city tour de 4 horas sale alrededor de QAR700 (USD 190) para dos personas y nos parecía muy caro! Los del hotel nos hablaron de este señor y que por QAR 240 (USD 65) lo hacía y le dijimos que sí, que para las 3pm nos venga a buscar.

A las 3pm ya estábamos de vuelta en el hotel y salimos!

Nosotros le íbamos diciendo al conductor dónde queríamos para sacar fotos y nos íbamos guiando por un mapa que teníamos.

Así que vení con nosotros  a conocer Doha!

Una de las fotos que quería sacar era de los edificios desde la calle Al Corniche, que bordea la bahía.

Con zoom, para la izquierda, el Museo de Arte Islámico.

Le dije al conductor que quería adentrarme a la city misma, donde estaban los edificios altos, para poder sacar fotos con más detalle.

En el camino paramos para fotografiar La Perla.

Más adelante está este Oryx gigante.

Esta mascota parece que fue el símbolo de unos JJOO que se jugaron en Doha. El predio está medio abandonado o es que a esa hora con ese calor, no había nadie!

Encontramos este cargador solar para celulares, muy bien!

La city

Mayormente sobre Diplomatic Street, que es la misma Al Corniche que cambia de nombre, es donde empezás a perder el aliento.

Bueno, por lo menos yo.

Que amo ver estas maravillas!

Estaba que no sabía para dónde mirar!

Qué bellezas!

O para dónde apuntar con la cámara!

Guíandonos por un mapa turístico le íbamos diciendo al conductor para dónde ir pero él también sugería lugares y le hicimos caso.

Por ejemplo, nos llevó para sacar fotos fue al Regent Hotel donde están estos oryx gigantes.

Katara Beach

Camino a Katara, un centro de cultura o algo así, nuestro guía nos mostró Katara Beach.

Bajamos y le pregunté a un hombre de seguridad si podía sacar fotos porque había visto un cartel de que no. Miró alrededor y como vio que casi no había gente sobre la playa, me dejó. A esa hora estaban llegando muchos para hacer surf o con su camioneta y su jet ski para pasar un buen rato.

Gracias señor.

También encontré este cartel sobre las reglas de cómo hay que vestirse para ir a la playa.

Katara Multi-Purpose Hall

Se trata de un predio que contiene muchos edificios donde se practican diversas actividades culturales.

Caminás por entre los edificios y ves que hay exposiciones de arte, se escucha que se tocan instrumentos…

Hay hasta un anfiteatro hermoso y gigante.

Y lo bueno es que si estás harto de morirte de calor y cansado de caminar…

Están estos carritos que te llevan gratuitamente, al sector que quieras!

Hay muy lindas vistas y muchas esculturas, también.

Me tomo cinco minutos…

Sí, mis queridos, ya era hora de protestar! Era hora para tomarse una pausa y disfrutar de un té! Como el taxista nos dijo que nos esperaba en el estacionamiento, tuvimos bastante tiempo para recorrer pero también para descansar.

Fuimos a este precioso lugar.

Se llama Chac’late.

El menú es una tablet desde donde pedís lo que querés!

Ale pidió un mojito sin alcohol y un cheesecake desarmado. O algo así.

Yo pedí un té con esta torta / postre deliciosaaaaaaa!

Algo más? Sí, quedaba más y qué hermosura!

The Pearl-Qatar

Es una isla artificial y tiene unos edificios divinos!

Podés hacer shopping del mejor!

Bah, del más caro!

Pero es un lindo lugar para darse una vuelta.

Y la vuelta la pegamos nosotros, no sin antes pasar por la Embajada Argentina, que nos quedaba en el camino.

Paramos y sacamos algunas fotos pero era de noche y el taxista no quería por un tema de seguridad: Es que, imaginate, era de noche y quién corno puede estar sacando fotos desde un auto? Ahora caigo en el peligro que podría ser pero por suerte no pasó nada! De todas formas, no salieron muy lindas, bastante borrosas!

Pero no importó porque ya estábamos volviendo después de este día interminable de calor y experiencias únicas. La pasamos genial, nos divertimos y estuvimos entretenidos todo el tiempo.

Mañana, nuestro último día y esperamos más!

Qué te pareció nuestro segundo día en Doha?