Alaska Día 4

alaska4portada

Ruta otra vez! Por tierra y por aire!

Qué agradable es ir por la ruta con tanto verde, naranja, amarillo y rojo todo alrededor.

Pero también desespera porque querés parar a cada rato, retratar y guardar en la memoria de una cámara lo que tenés miedo de no poder guardar en tu propia memoria.

P1060645

Creo que la mejor forma de recorrer este vasto territorio sería a pie pero las distancias son interminables así que hay que respirar hondo y nutrir tus ojos con esta belleza, fijar los colores y contrastes en tu memoria y calar en tu corazón el placer de ver tanta hermosura hecha naturaleza.

Hay que aprender a disfrutar y no desesperar. Y cómo cuesta!

Hoy otra vez tomamos la ruta luego de tener un hermoso y cálido desayuno.

Audie y Jenny estaban en un cuarto gigantísimo que es para quien quiera disfrutarlo.

collage1

Con todo lo que te puedas imaginar para descansar o desenchufarte!

collage2

El desayuno estaba servido! Rico y casero!

Por fin, para Ale, después del desayuno fuimos a hacer el trekking truncado de ayer.

P1060558

Ahora sí lo acompañé con gusto!

P1060579

Aunque entrar de nuevo al bosque con algo de niebla y tanto barrrrrrrro…

😕

collage3

Una apechuga y sigue y busca entretenerse.

P1060583

Estuvo hermosa la caminata igual!

P1060609

Llegamos al lago!

P1060584

Ningún alce a la vista! Pero qué importa!

P1060591

Pinos, ámoles!

Ahora sí, amigos, a emprender la retirada y tomar el auto y a la ruta finalmente!

El camino nos llevó a Chitina donde tomaríamos un avión hasta el pueblo de McCarthy. Por supuesto que el camino fue todo suspiro, admiración y placer.

P1060679

Al igual que como te conté en el post anterior, fue todo americana.

collage4

De la vida del lugar.

P1060672

De la vida común.

collage5

De la vida auténtica, diría yo.

Por ejemplo, te pasa que a lo mejor algo que es lo más normal para alguien del lugar, para vos sea algo, no digo extraordinario, pero sí fuera de lo común. O gracioso.

P1060677

Me pasó cuando entramos a este lugar a comprar una gaseosa.

Era un negocio de venta de cosas viejas, llenas de polvo de años, con un perro dando vueltas y un olor a cigarrillo insoportable!

La heladera estaba limpia así que compramos la gaseosa y pedí de ir al baño.

“A la vuelta, al fondo”

collage6

Ah, pero mirá vos!

collage7

Estaba súper limpio y monono, tenía de todo para sentirte y sentarte cómoda!

Cuando llegamos al aeropuerto, esperamos en el auto por unos 45 minutos mientras escuchamos un podcast de Dolina.

collage8

Había muchos de estos avioncitos.

Porque estos viajes cortos con este tipo de avioneta son muy comunes de hacer. Como si te tomaras un micro de larga distancia.

Llegó Austin en su pequeño avión y tengo la alegría de decir que fui la primera invitada a subir. Bueh, no significa nada pero siempre me siento como una niña cada vez que por algún motivo “voy yo primera!”

Subimos yo (primera) Ale y una pareja de australianos. Una breve reseña de las medidas de seguridad, nos calzamos los auriculares y partimos sin más ceremonia! Y la cámara de fotos empezó a “sacar humo”!

Creo que fue récord la cantidad de fotos que saqué!

Te muestro algunas en estas “diapositivas” 😛

El viaje estuvo buenísimo, ruidoso y medio apretado pero las vistas fueron imbatibles, no?

Sinceramente, en este mini avión se sintió como volar en un coche viejo, de esos grandotes, negros, como los que había en los años ’50. Pero estuvo genial!

collage9

Vamos de paseo, pí! pí! pí!

Llegamos a un hotel en el medio de la nada, casi, pero es un rincón con mucha naturaleza (obvio!) y muchísima historia!

Pero eso queda para mañana!

Gracias por pasear con nosotros!