Marseille

1-portada

Allons enfants!

(Escrito el 3 de abril)

Llegamos a Marseille (Marsella, bah) anoche. En el aeropuerto nos tomamos un colectivo que nos dejó en la estación de trenes y de allí tomando una calle, llegábamos al hotel.

La primera impresión de esta ciudad fue un tanto incómoda. Caminamos esa calle y habrá sido un equivalente a cinco cuadras que anduvimos hacia abajo y en el andar no encontramos nada más que hombres: jóvenes o de mediana edad, en la calle, de a uno, de a grupos, de  a dos, algunos con el baúl de sus autos abiertos y viendiendo cualquier cosa o andá a saber, yo ni quise mirar.

Traté de ser racional: a qué temerle? Si yo no conozco esta ciudad, no la puedo prejuzgar. Más vale seguir con paso firme y mirar hacia adelante o charlar con Ale y reír de cosas y así, se hizo llevadero. Qué me iban a hacer?

Y bien, no pasó nada.

Así que hoy a la mañana, después de desayunar en un sector de las Galleries Lafayette (oh sí, acá también hay!) salimos a pasear y a conocer.

Paseamos con cuidado y esta vez fue porque nos dimos cuenta que la mayoría de las calles y veredas están al mismo nivel y están separadas por unos pilotes altos. Si no te fijás bien, podés estar cruzando lo que vos creés es una vereda y es en realidad una calle muy transitada y te vienen autos desde ambas direcciones.

1-02-P1130905

Así que faites attention!

Encima nosotros andamos con el “GPS mental” en modo británico y miramos siempre para el lado incorrecto!

Qué ves en Marsella? Edificios bonitos y enoooooormes!!!

1-collage2

Por momentos me hacía acordar a tantos edificios madrileños!

1-10-P1130596

Caminamos por el Vieux Port, donde a su entrada hay una rueda. Siempre vacía pero andando!

1-collage1

Caminamos mucho e intensamente. Hay muchos desniveles y muchas escaleras para subir o bajar!

También como en Madrid, pero en realidad, como en toda España, cada tantas callecitas encontrás alguna plaza y en ella, mesas, sillas, gente relajándose, comiendo o tomando algo.

1-P1130608

Hermoso descansar así al sol!

La gente es súper cálida y amable y los hombres se saludan con dos besos, uno en cada mejilla y si son mujeres y hombres, tres!

Teníamos como guía un pequeño libro que me compré sobre Provence así que sobre Marsella había algo y complementamos la información con un mapa con itinerarios que nos dieron en la Oficina de Turismo.

Por eso es que supimos de la panadería más antigua de Marsella, Le Four De Navettes, fundada en 1781.

1-26-P1130640

Y más que por el cartel, supimos dónde estaba por el aroma que sentíamos.

Era algo distinto. Entramos a la hermosa panadería y le comentaba a Ale “Será extracto de malta? O anís?” “Non, non,” me respondió amable pero fírmemente la empleada. Me dijo que se trataba de fleurs d’oranger o flor de azahar, gracias a Wikipedia.

Se trata de unos palitos secos y generosos en tamaño que tienen un tajo a lo largo para parecer un bote.

1-collage8

Muy ricos pero me gustó más cómo es la panadería por dentro!

1-P1130628

Ahí nomás está la Abadía St Victor, fundada en el siglo V pero no la visitamos. Preferimos pasear por afuera!

1-P1130638

Cruzando la calle se tiene una bellísima vista del Vieux Port y allí lejos, el Fort Saint-Jean.

Y de allí emprendimos una caminata hacia la Notre-Dame de la Garde.

Tardamos como unos 25 minutos, bajo el sol y cuesta arriba se hizo un po-qui-to insoportable por momentos pero llegamos finalmente!

1-P1130668

Es gigante! A 162m de altura tiene una virgen dorada inmensa arriba de todo!

1-collage9

Y desde allí arriba, la vista, que saqué con efecto miniatura, que amo!

Caminar el regreso fue cuesta abajo así que no fue tan cansador pero a esta altura teníamos mucha sed y hambre y eran como las 4pm y eso significa que NADIE te sirve comida porque las cocinas de los restaurantes cierran a las 2pm. Unos divinos!

Bajamos al Viejo Puerto pensando que como es una zona muy turística, íbamos a encontrar dónde comer. Pues no. De los muchísimos restaurantes que hay, uno solo, bah, el primero que encontramos abierto, ahí entramos y pedimos!

En rigor, todos están abiertos pero sólo ofrecen bebidas, no comida.

Pero por suerte pudimos comer! Yo, un poco de diferentes clases de pescados (incluyendo caracoles!) y Ale, sepias.

1-collage10-001

Oh, sí, comer me devuelve el buen humor!

Y de allí seguimos de caminata hacia un sector llamado Le Panier, la zona más antigua de Marsella.

1-41-P1130707

Nos quedamos con la boca abierta mirando esta belleza, el Hôtel Vieille Dieu Charité.

Un antiguo hospital que desde 2013 es el Hotel Intercontinental.

1-53-P1130744

Más adelante descubrimos dos caminos a seguir para pasear Marsella!

1-59-P1130781

El sol del atardecer se estaba posando sobre el hermoso Fort Saint-Jean.

1-61-P1130792

Y bajando por la calle llegamos a la bellísima, bellísima Cathédral de la Major.

1-collage4

De estilo románico-bizantino, con hermosos detalles por donde mires!

Ustedes creen que ya? Que ya nos volvíamos? Ganas no faltaban pero quisimos explorar un poco más y con los últimos rayos de sol, fuimos concluyendo de a poco, nuestro paseo.

De todas formas, seguíamos descubriendo una Marseille muy local!

1-collage5

Pasamos por calles con murales y mucho arte.

Pero la más linda es La Rue du Petit-Puits!

1-collage6

Una calle súper angosta por donde hay muy lindas y originales instalaciones.

1-90-P1130864

Y la gente ya estaba en los bares, pasándola agradable, charlando y tomando!

1-92-P1130868

Pero yo vi esto y me dieron ganas de sentarme a tomar mate!

Bajando escaleras y atravesando barrios, realmente encontrás innumerables lugares y personajes!

1-collage11

La casa de la derecha tiene cigarras de cerámica de adorno, muy común por estos lares.

1-collage12

No había forma de guardar o apagar la cámara de fotos!

Y así concluye nuestro primer día en Provence, cansados, tirados en la cama, mirando algo de tele y yo escribiendo estas líneas.

Gustó? A nosotros, sí! Y mañana, a visitar otro pueblo de Provence!