Qué Tiene Que Ver Con Londres?

El otro día, al tomar el subte, vi un poster sobre la plataforma y sonreí.
Sonreí porque me gustó que con objetos cotidianos te transmiten una idea de cómo está Londres actualmente y que a pesar de tanto adelanto tecnológico y evolución, haya lugar para la imaginación y la creatividad.
Hablo de este poster.
Hoy comienza Advertising Week 2014 y tendrá lugar en esta ciudad. Para promocionarlo, crearon unos posters basados en preguntas que les hacían a ciertas personas. Cuando a Boris Johnson, su Mayor o intendente, le preguntaron qué lo inspira, él contestó “Londres” y crearon un poster un tanto original!

Pero… Qué tiene que ver con Londres?

Qué tienen que ver estos objetos: un rallador, un pepino en vinagre, una lata, un walkie talkie y un pedazo de vidrio?
Es que estos objetos le están dando a esta ciudad una nueva identidad!
Te paso a contar por qué:
 
Un pepino en vinagre:
The Gherkin.
En inglés se dice “gherkin” y así se denomina a un edificio que ya es incónico en esta ciudad y es el 30 St Mary Axe Building. Actualmente ese es su nombre oficial, cambia según la empresa que esté en su momento y quiera ser su sponsor. Hasta hace poco se lo conocía como The Swiss Re Building.
Tiene 41 pisos y 180m de alto.
El rallador de queso:
The Cheesegrater.
En inglés “cheesegrater” y así los londinenses han apodado al Leandenhall Building, por su forma que asemeja, verdaderamente, a un rallador de queso. Está situado en 122 Leadenhall Street. Actualmente está en construcción pero falta poquito para que se termine. Tendrá 225m de altura.
Lata de jamón:
The can of ham.
En inglés “can of ham”. Es que sí! Este edificio sí lo parece! O mejor dicho, lo parecerá cuando lo terminen! Las últimas noticias que tengo es que se está empezando ya que se retrasaron con la construcción, pero bueno, las ganas están y lo incluyeron en el poster! Se encontrará en 60-70 St Mary Axe, al ladito del Gherkin y tendrá 24 pisos y una altura de 90m.
El walkie-talkie:
The walkie-talkie.
No hace falta traducción, acá entendemos todos! También se está construyendo y falta muy poco para que se termine este edificio que será 160m de alto y tendrá 37 pisos. Al poco tiempo de empezar a levantar altura y a colocarse los vidrios, se empezó a notar que el sol se reflejaba en su cara cóncava, y se concentraba en un punto en la calle y hacía que se derritieran los autos! Tuvieron que cubrirlo con una media sombra negra hasta tanto sepan cómo solucionar este problema. Supongo que ya habrán encontrado cómo!
El vidrio roto:
The Shard.
Representa al edificio llamado “The Shard” y significa pedazo de vidrio roto. Es la forma que le ven a este rascacielos precioso que se inauguró hace un año y medio con juegos de rayos láser y demás y hasta el momento, es el edificio más alto de Europa. Está pegadito a London Bridge (el de la foto es Tower Bridge, eh!) y se lo puede subir. La entrada es bastante cara para mi gusto pero se puede ir al restaurant que queda un poco más abajo del mirador y desde el cual se tiene una vista espectacular de Londres. Su nombre original es The London Bridge Tower y mide 306m y tiene 87 pisos.
Y sí, la verdad Boris Johnson tiene razón. Londres es una ciudad que inspira, no?

Sueños De Mi Niñez Y Adolescencia

Sí, de chica fui muy soñadora, de estar en las nubes pero los sueños a los que me refiero son los sueños que tenés cuando dormís. Ayer me estaba acordando de algunos y de cómo todavía me dejaron algunas “secuelas”.

El más fuerte fue el que describí acá, el que manejaba y me chocaba con todo. Agregale que en la vida real hice y completé el curso de manejo y no sé manejar… Bueno, quiere decir que algo me influyó!

También tenía otro, el típico que te corre un monstruo, que te querés escapar, que querés correr a toda velocidad pero no te dan las piernas y te despertás sobresaltada cuando ese monstruo te está por atrapar.

Otro sueño que tenía seguido de adolescente, y sobre todo con algún novio que tuviera en ese momento, es que me enojaba con esa persona o se enojaba él y como yo no quería que se fuera, hacía que me desmayaba y me tiraba al piso. Y ahí me quedaba en el sueño, desmayada, esperando que el príncipe azul volviera a mi rescate. Pero veía que se iba sin importarle nada y humillada, me levantaba y me iba yo también!

Pero el que sí dejó secuelas hasta ahora (sacando, obviamente, el del auto) fue uno que tenía muy seguido hasta bien entrada a la adolescencia. Soñaba que me encontraba en un lugar determinado (en la clase de inglés o en la escuela, por ejemplo) y miraba mis pies y tenía puestos zapatos diferentes y me daba mucha incomodidad y desesperación por ver eso y que me vieran así.

Y es al día de hoy que cada vez que salgo, generalmente cuando estoy en el colectivo o caminando rumbo a algún lugar, miro mis pies para constatar que esté usando los zapatos iguales. Aunque, lo que es raro, al sueño no lo tengo más.

Sin embargo, si me llegara a pasar de verme en la calle con zapatos diferentes creo que no me desesperaría ni me daría vergüenza: primero, porque acá quién te mira y si te miran y ven algo raro, jamás te dicen nada. Segundo, me saco una foto, la subo a Instagram, a Twitter, al blog y nos reímos todos!

Quién dijo que las redes sociales pueden producir depresión?!

Y vos tenés algún sueño que te haya marcado tu vida real?

La Base… Está?

Yo soy la loca de las botas pero también la loca de las bases de maquillaje. Siempre creo que encontré la correcta, me veo en el espejo, para mí es del color de mi piel pero IGUAL compro otras. Es que se me ha hecho una obsesión. Y lo sigue siendo!
Después de haber hecho el curso de auto-maquillaje, me había comprado una base con la cual estaba satisfecha. 
Peeeeeeeeero…
… Pero el otro día dando vueltas por la sección maquillaje de Boots, me acordé de un comercial que había visto hace un tiempo largo sobre un servicio que nunca había probado: Un aparatito que te “mide” el color de tu piel y así elegís la base acorde.

Hace poco descubrí que hay otra marca que lo ofrece pero preferí ir directamente al stand de No.7, la marca que pertenece a Boots, justamente, ya que fueron los primeros en ofrecerlo. Pregunté y por suerte todavía tienen ese servicio por el cual no te cobran, obvio.
La vendedora me invitó a sentarme y me preguntó si tenía base de maquillaje. Le dije que no y tomó el aparatito, lo encendió y probó.
Probó de un lado.
Probó de otro.

Y el aparatito dijo que mi color es “Warm Beige”, que es obviamente, el nombre que esta marca le da a este color.

Luego me probó la base en un sector y la verdad, no se notaba que estaba maquillada lo cual es una buena señal si te estás probando una base, no? Que tape, que empareje pero que no se note!!
Lo bueno de las vendedoras aquí cuando te prueban el maquillaje que vos quieras, es que no te “apuran” a que compres ni insisten. Ni siquiera te preguntan si querés comprar!

La vendedora que me atendió sólo se limitó a mostrarme la base y otra base del mismo color para usar todos los días, más ligera que la base misma. Y me mostró que también había corrector.

Qué hice? No, la verdad es que la chica no necesitó insistir porque vi que había una oferta de “3X2” así que no lo pensé y me traje los tres!
 
Son estos.
Juro que no me compraré otra base hasta que se me gaste esta que tengo. Es que no hay excusas. No puedo estar probando y comprando, probando y comprando y la razón siempre fue que no estaba segura si el color era el correcto.
Ahora me lo dijo un aparatito! Así que debe tener razón!!!

Vos también siempre andás buscando la base ideal? O en tu caso es otro ítem de maquillaje?

El Barrio De Sir Paul McCartney

El fin de semana pasado fuimos a dar unas vueltitas por un barrio lindo: St John’s Wood. Habíamos reservado un lugar en un restaurant en particular y ya que íbamos para el barrio de Sir Paul, le propuse a Ale buscar su casa e ir a verla.
Te suena St John’s Wood? Es que así también se llama la estación de subte donde te tenés que bajar para ir a la famosa Abbey Road!
Cuando llegás a destino por subte, esto es lo que ves.
 
Y vas saliendo y ves esto…
Afuera, el Beatles Coffee Shop; diminuto, sí, pero vende lindos recuerdos. 
Y no muy lejos de ahí, vive Sir Paul desde 1965.
Sí! Podés creer! Nunca cambió de casa y leí en un libro biográfico que, mientras grabaron en Abbey Road Studios, solía caminar hasta allí y muchas veces terminaban todos los Beatles “zapando” de vuelta en la casa.
Pero antes quisimos ir al restaurant para almorzar rico y para ello nos dirigimos a la High Street.
Es preciosa!
En realidad, es como cualquier otra high street porque tiene los mismos negocios que en todos lados aunque se destaca que haya un Baby Gap y otras marcas un poquito más caras de lo habitual.
 
Y por las calles ves otra clase de autos.
O estacionados en la puerta de la casa!
Uh, hablando de casas…
Casonas! 
Lo que te da una idea de que es un barrio posh.
Después de almorzar, entonces, fuimos para la casa de Sir Paul.
Mientras caminábamos hacia allí, con Ale pensábamos que íbamos a encontrar a algunos fans 
…y nada que ver! 
La calle estaba absolutamente vacía, salvo por nosotros dos! Ale bromeaba: “Qué tal si vamos a Abbey Road ahora y les decimos que acá nomás está la casa de Paul McCarntney? Se vienen todos corriendo!!!” Si te interesa ir, la dirección es 7 Cavendish Avenue. Te paso el código postal por si le querés escribir una carta: NW8 9JE. Imprescindible el código postal, eh? No te lo olvides!
Ni locos tocamos timbre y ni siquiera pisamos la vereda! Es que se trata de una propiedad privada y no es como la pared de Abbey Road Studios donde se tolera que graffitees

Así que después de pasar por lo de Sir Paul, caminamos la calle un poco más y en la esquina vimos una calle cerrada y adentro había casas. O sea, un mini barrio cerrado que parecía tener más privacidad que la casa de Paul!!!

 
En la esquina, este hermoso buzón de la época de la Reina Victoria.
Y caminando llegamos al precioso St John’s Churchyard, el cementerio-aprovechado-como-parque que tienen todas las iglesias antiguas.
Verde? Verdísimo!
Con rincones multicolores!
Y una reserva natural donde hay zorros y diferentes pajaritos y al cual podés entrar sin problemas!
Si no te asustan las tumbas!
A lo largo de esta caminata, no sólo vimos las casas y casonas que te mostré antes. También disfrutamos de los árboles que están en su mayoría florecidos. Encontré tres clases. 
Este.
Este otro.
 
Y este otro.
Para mí, el árbol más lindo!
También noté que las casas tenían mucha vegetación para resguardar algo de la vista del curioso.
Pero igual no eran muy altas!
Conclusión: St John’s Wood tiene algo más que Abbey Road! Y si te toca un día de sol y tenés un poco de tiempo extra para pasear y disfrutar, podés darte una linda caminata.
Te dejo un mapa para que te ubiques bien y te marqué los lugares mencionados!
 Feliz paseo!

Paseando Por Londres En Español

Más de una vez he escrito sobre mi amiga Pity. Es más, tiene una etiqueta en este blog y la conocí  aquí en Londres gracias a su blog precioso (todavía lo podés ver acá) cuando le dejé un mensaje con una pregunta  sobre dónde comprar algo y mensaje va, mensaje viene, nos conocimos y… fue como si hubiera sido de toda la vida!
Es de Barcelona, es divertidísima, siempre está de buen humor, cocina COMO LOS DIOSES, saca unas fotos extraordinarias… Sí, es muy inquieta: Además de todo eso, se lo pasa caminando o investigando o leyendo sobre Londres. 
Su pasión terminó por convertirse en su medio de vida ya que gracias a todo lo que sabe, se dio cuenta de que podía  pasear a visitantes que no dominen muy bien el inglés o no hayan tenido mucho tiempo para organizar su paseo por esta hermosa ciudad.
Hace tanto que lo hace! Y unos días atrás le dije: “Pero Pity! Te diste cuenta del tiempo que nos conocemos y del lindo trabajo que tenés y NUNCA escribí al respecto?!” “Ostras!,” dijo sorprendida. “Tienes razón!”
Entonces hoy te presento a Pity en su salsa. Decidí hacerle una especie de reportaje para que la conozcas más y sepas lo que hace… y cómo lo hace!
Hola Pity!
Cuánto hace que vivís en Londres?  
15 años, desde Enero del 99.
Cuando se estaba construyendo el Millennium Dome.
Por qué viniste a vivir aquí? 
Me trajo el amor….me lié con un inglés y lo dejé todo. Encima me casé con él. Jaja!

Qué fue lo que primero te impactó de Londres? 

El frio! El primer invierno que pasé aqui se me congelaron las orejas! Recuerdo un día paseando por el parque de Greenwich y el  viento helado envolviéndome…todavia tengo pesadillas!!!
Cómo se te ocurrió empezar con las caminatas? 
Siempre me ha fascinado la historia de esta ciudad, y a medida que he ido sabiendo más de ella y conociéndola, descubrí que me daba mucha satisfacción el poder enseñar a la gente lo que he ido aprendiendo de ella todo el tiempo que llevo aqui viviendo. En todos estos años he estado descubriendo rincones que no todo el mundo conoce y leído mucho sobre ellos; intento ver documentales de la ciudad y luego me informo en Google y voy personalmente. Si veo que valen la pena, los añado a los tours, que son todos en español, y hechos a medida del cliente o clientes. 
Sé lo que es estar en una ciudad que no es la tuya y armarse con el mapa del metro (o “subte” como decís vosotros los argentinos!), e intentar no perder mucho tiempo en ir de A a Z y no poder lidiar con los locales por el idioma… Así que con estos tours estoy aportando mi granito de arena a la comunidad turista y latina.

Qué es lo que hace que tus caminatas sean únicas? 

Aparte de los rincones secretos que he encontrado, intento adaptarme a las necesidades de cada uno, a sus gustos. 
Si por ejemplo les gusta comer, la ruta gastronómica es para ellos. Si lo que quieren es ver edificios, les doy edificios. Si les interesa la historia, les llevo en un viaje en el tiempo que no olvidarán. Si lo que quieren es ir de shopping, no busquen más, están en la ciudad indicada y me tienen a mí para llevarles a las tiendas, los centros comerciales y los mercadillos. 
Un día nos cruzamos a Jamie Oliver cuando paseábamos por Borough Market!
Esta ciudad tiene para todos los gustos. Conmigo no se tienen que preocupar de nada, yo les llevo de acá para allá, no hay stress del viajero en mis tours, todo queda en mis manos, para que ellos se puedan relajar y disfrutar del viaje cómodamente.

Cómo te informás para organizar tus caminatas? 
Las webs de los sitios de Londres son esenciales: Google es mi asistente personal; documentales y forums de “Londonistas” donde descubro más material y lugares para sorprender a los clientes. Estoy continuamente recavando información.
Aquí empezaba mi peregrinación por los pubs para ir añadiéndolos a los tours.

Quiénes son tus clientes favoritos? 
Todos son únicos y especiales, pero quizás el público que más se interesa por mis tours son los de mediana edad (o mediana edad para arriba!) y gente que tiene un inglés limitado pero que les gusta mucho conocer la cultura londinense. Me encantan los que siempre quieren saber más y preguntan por todo!

Contanos alguna anécdota graciosa que hayas tenido con algunos visitantes.

Cada cara de asombro al ver algo nuevo es una anécdota, pero rescataría una de una señora que me preguntó cuándo les iba a llevar a ver el Ding Dong… (se refería, claro, al Big Ben!!!)

Qué otros servicios ofrecés? 

Les contrato el taxi, les busco en el aeropuerto, les chequeo en el hotel, les ayudo a hacerles las reservas y les consigo las Oyster Cards, las tarjetas indispensables para moverse por Londres. Me contratan por medio día, o días completos, como mejor les parezca. Y estoy en comunicación con su familia, por lo que pueda pasar.
Si se quisieran comunicar con ella, Pity tiene un website y ahí se le puede dejar un mensaje. Podés hacer click acá.
Yo la recomiendo porque además de ser una buena amiga y persona, es una guía genial y sabe un montón!

Comprar Ropa Y Zapatos En Londres

Ok, puse “Londres” pero esto que te voy a contar incluye todo el Reino Unido.

Cuando vine a vivir aquí noté que las chicas son más grandes de cuerpo que una argentina promedio. Incluso, hasta las que son flacas tienden a tener una pechera importante pero así y todo, todas se visten con ropa linda, de colores y de moda porque no importa tu tamaño, cuando vas a comprar ropa, de cada modelo hay muchos talles.

Esto es porque desde el año 1982 que se llegó a un standard para las medidas de la ropa y los zapatos y los negocios se basan en él. Tal vez entre una y otra marca haya una diferencia de 1cm o máximo 1.5cm pero cuando sabés qué talle sos, comprás confiada y no necesitás probarte nada en el negocio.
Aquí, pues, van mis consejos para comprar ropa y zapatos en Londres:
Para comprar ropa:
Si venís a Londres a pasear unos días, te recomiendo esta estrategia:
– Medite bien el busto, la cintura y las caderas.
– Fijate qué talle sos.
– Elegís la ropa y si ves mucha cola para probártela, probátela en donde te alojes, tranquila. No pierdas tiempo en el negocio; total, acá la ropa se cambia fácilmente y te devuelven el dinero si no la querés.
– Si no tuviste tiempo de medirte, llevate un centímetro con vos al negocio.

Me voy a basar en los cuadros de ASOS para que tengas una idea.

Como te decía más arriba, te medís el busto, la cintura y las caderas.

 Tomemos medidas.
Vas a notar que la mayoría de los negocios miden en pulgadas (in) y tal vez en algún negocio encuentres un ayuda memoria donde veas las pulgadas pasadas a centímtros (cm). Luego, te fijás acá qué talle sos:

Usamos las medidas para vestidos. Acá están las medidas en centímetros y pulgadas.

Si querés tener una idea, en este cuadro las podés comparar con las medidas americanas y europeas. Las marcas argentinas suelen basarse en las europeas pero he notado que un talle 38 argentino no es lo mismo que un talle 38 europeo, por eso es bueno medirse.

Comparación con las medidas europeas, americanas y australianas.
Para pantalones y jeans, medite así:

Cintura y largo de pierna interior para saber qué medida de largo tenés.

Medidas de la pierna interior. Suelen venir tres largos.

Estas medidas dependen mucho de los negocios así que mirá bien las etiquetas y si tenés dudas, preguntale a alguno de los empleados qué largo tienen los pantalones.
Por ejemplo, en Matalan es distinto:

Short (27in-29in): Estos son los que me quedan como a medida!
Medium (30in-31in): Si compro de esta medida, zafo doblando un poco la botamanga!
Long (32in-34in): Estos ni los miro porque a veces mandarlos a acortar sale más caro que la prenda misma!

Y fijate en Primark.
Ah! Y si sos algo menudita, albricias, porque casi todas las marcas tienen una línea Petite: Especial para las que sabemos de qué talle somos pero no somos tan altas y tenemos caderas sicilianas!  Hello!

Medite así.

Estas son las medidas de ASOS basadas en una altura de 1m 60cm.
Si tenés medidas más grandes, también hay para vos!

Medite así. Dice que tenés que medirte la cadera 20cm más abajo de tu cintura natural.

Y acá encontrás tu talle!

Estás por ser mamá?

Te podés medir con panza incluida!!!

Y aquí tus medidas.
Ahora viene algo importante para medir: El busto. Porque acá las medidas no son un número sino una combinación de letras y números.

Para saber entonces qué medida sos en UK, debés medirte en pulgadas porque las medidas están basadas así.

Te medís en pulgadas debajo del busto, todo alrededor.

Por ejemplo, suponé que medís 29 pulgadas. Sos talle 34.

Medite ahora la parte más pulposa en pulgadas también para saber cuánto tenés de taza.

Fijate acá qué medida tenés. Suponé que medís 36 pulgadas.

Ahora fijate en los dos cuadros juntos.

Para saber la letra que te corresponde, fijate que la medida 36in que corresponde a 34 (están encolumnados) es la letra C. Entonces tu medida es 34C.

Para comprar zapatos:

Si querés comprar zapatos, también tenés un cuadro para ver qué tamaño tiene tu pie pero siempre probalos en el negocio porque a veces difieren un poco de una marca a otra y también porque ningún pie es igual a otro, ni siquiera los dos que tenemos!!! Y siempre recomiendan probarte los zapatos cuando ya hayas caminado mucho tiempo.

ASOS te dice cómo medírtelo en milímetros.

Comparación con medidas de otros países.

Hay algunos negocios que tienen talle intermedio, por ejemplo, 5.5 y es bárbaro porque así podés encontrar el tamaño exacto para tu pie y también algunas marcas ofrecen wide fit que es ideal para pies anchos.

Acá te dejo los links de medidas de ASOS, Matalan y Primark para que compares.

Viste que cuando uno planea un viaje no sólo tiene que planear qué visitar? Ir de shopping sabiendo cómo se mide la ropa ayuda a aprovechar mejor el tiempo!

Happy Shopping!

Bermondsey Street

Londres es una ciudad pujante, se reinventa todo el tiempo, las municipalidades y diferentes organizaciones dan apoyo a los entrepreneurs, se valoran y se aceptan ideas nuevas, locas… Y cuando va todo bien y ese algo se pone de moda, los precios de los inmuebles de la zona se van para arriba!
Esto pensaba el sábado cuando fui a almorzar con María Marta a un monono restaurant que queda en una esquina de la hermosa Bermondsey Street: La moza que nos atendió nos contaba que ella solía vivir a menos de un minuto de caminata de distancia del restaurant. (Sí, acá medimos así las distancias, por minutos, porque las cuadras no existen!!!)
Pero claro, como esta calle se puso de moda, los precios de alquiler se fueron por las nubes y se tuvo que mudar. Ahora le toma unos 10 minutos pero dice que igual está bien.
Y querés saber por qué se puso de moda? Simplemente porque se empezaron a abrir unos cuantos negocios monos de comida rica y originales. Hasta ahora no vi un solo café o restaurant de cadena!
Pero no sólo hay restaurants tan diferentes, también hay muchos negocios de decoración y de objetos, uno más lindo que el otro, por lo que ofrecen y por cómo están puestos.
Es muy fácil llegar porque queda a unos 10-15 minutos de la estación London Bridge.

Ojo! No te confundas: Lo que se ve en el mapa es Abbey Street, no Abbey Road!!! 

Después de almorzar en el restaurant Antico, que queda en la esquina justo de Abbey Street y Bermondsey Street, con María Marta decidimos caminar la calle y mientras charlábamos, sacaba fotos.
Te muestro las fotos de algunos negocios tan lindos y originales y algún comentario de algún restaurant que pueda hacer es gracias a María Marta que se los conoce casi todos y ella me iba contando cositas.
Vamos de caminata?
La estética de la calle tiene aires hipsters pero también hay edificios restaurados, esos macizos y sólidos docks que por suerte han sido rescatados y ahora albergan oficinas, viviendas y / o negocios.
Empecemos con los shops.
Objetos.
Objetos creados por artistas.
Ropa para niños. 
Productos para mascotas.
Souvenirs originales.
Docks bien aprovechados, galerías de arte, viviendas, oficinas…
Más viviendas.
Como te contaba, la oferta gastronómica es variada, como así los precios, pero si estás cuidando el bolsillo te recomiendo comer algo en otro lado y venir a caminar por aquí y empacharte de sacar fotos hermosas!
 Café y productos italianos. Caros, como todo lo italiano que conseguís en Londres!

 María Marta informa: “Acá sirven tapas”.

 No recuerdo qué me dijo de este restaurant! 

 Este es un típico café inglés, donde se sirven esos desayunos power!

 “Acá es muy posh y sirven unos cocktails muy ricos”.

A Ale le dijeron que acá la pizza es muy buena.
Un restaurant & café vietnamita y te podés sentar adentro o en la esquina de la plaza de enfrente.
Una pastelería muy florida!
“En este pub se come muy bien y no sólo comida de pub,” subraya María Marta. 
La plaza.

Hay oferta artística, por supuesto!

Fashion and Textile Museum.

También hay un taller donde se sopla y venden objetos de cristal.
Ahí atrás está el taller.
Y así llegamos hasta este túnel, señal de que nuestro paseo por esta calle se había terminado.
Pero me quedaban un par de fotos más para sacar.
Estas macetas coloridas y gigantes!

Y recordarme que algún día tengo que darme el gusto de andar en bici por Londres!
Les gustó esta calle? Es un rinconcito poco conocido y sumamente colorido y original. Y con días de sol, se disfruta muchísimo más!

La Lista De Marzo

Como pude, en este mes que pasó, el de febrero, algo traté de hacer… Es que como estuve en Argentina la mayoría de ese mes y principios de marzo, al no estar en mi medio ambiente, es obvio que las cosas no se cumplen, pero algo hice, eh?
Por eso es que me agrego algunas otras para hacer este mes y vemos qué tal andamos.
Sinceramente, repito, este ejercicio de listas mensuales me gusta, lo disfruto y ayuda mucho! Me pone en marcha!
Bueno, aquí va, entonces, la lista.
– Hacer esa torta especial a ver cómo sale…
(Juro que la hago en abril! Así que el mes que viene esto aparece acá otra vez!)
– Fijarme si puedo ordenar las fuentes, tuppers y demás trastos de otra forma, de más fácil acceso.
 (Estuve afuera. Y es un tema que sé que me va a llevar su tiempo. Para darme ganas e inspiración, me voy a fijar qué fotos encuentro de alacenas ordenadas en internet!)
– Devolverle a Jonathan los DVDs que me prestó y que no vi!
(Oh… Eh… Bueno creo que lo veo la semana que viene así que se los devolveré… si me acuerdo!)
– Alentarme a comenzar algún tipo de actividad física.
(No. No he hecho nada. Pero ahora se vienen los días lindos, pueda ser que me de un empuje. Es que yo antes corría pero notaba que siempre al mes de haber empezado me dolía mucho la rodilla derecha así que me preocupa. Tendría que ver con qué reemplazar las corridas…)

– Comenzar con el curso on-line de Excel.
(Un horror! Lo comencé con ganas, entendía, todo lindo… Y a la tercera clase ya se me había hecho chino básico! No me gusta NO entender! Veré si retomo…)

– Destinar 3 horas (o más) a la tarde o a la noche, a algo que no tenga que ver ni con la tele ni con la compu.

(Juro, no pude hacerlo. Mi casa está todo el día enchufada!)

– Retomar mi librote y ejercicios para ahondar conocimientos de HTML y CSS.

(Nope. Igual, no tuve tiempo, no estuve!)

– Ordenar el cajón del escritorio donde está la impresora.
(Sí!)

– Ordenar mejor y clasificar las sábanas y cubre almohadas y /o descartar las que ya no use.
(Sí! Eso sí y quedó todo mono! Ya lo mostraré!)

– Ponerle más empeño a esa búsqueda que cada vez se pone más difícil.
(Le puse y ya está dando sus frutos!!!!!)
– Sacarme de mi mente algunas ansiedades, por lo tanto, buscar algunos ejercicios mentales que ayuden!
(Encontré algunas cosas, las leí… Lo que me doy cuenta es que necesito leer este tipo de cosas constantemente, sino se me olvidan! Algo creo que pasó, si no, no hubiese escrito esto.)
El mes pasado, cuando escribí La Lista De Febrero, en los comentarios me pedían fotos de lo que había ordenado.
Esta foto es de la alacena que está arriba del microondas.
Ahí guardo todo lo que sea limpieza, cables, esponjas, trapos, de todo! Y me encantó que las cajitas que compré en IKEA cabían perfectamente! Me faltó sólo una! Pero los sets vienen así
Te súper aconsejo estas cajitas porque las guardás dobladas y las abrís haciendo correr un cierre!
 
Y para terminar,este mes, me agrego:
– Ordenar el placard grande del hall de entrada. 
– Leer más información para el viaje que estamos por hacer.
– Ordenar mi mesa de luz. (O comprarme otra nueva!)
– Ordenar de forma mona lo que está sobre las cajoneras.
– Hacer un “Spring Clean” por habitación, por día.
Veremos el mes qué viene qué tan bien me porté! Espero hacer todos los deberes!

Vivir El Futuro

Soy nostalgiosa pero al revés: Yo te añoro el futuro. En realidad, estoy tanto tiempo pensando en lo que vendrá que me olvido del presente y el pasado para mí es una colección de recuerdos.
A mí me tiene mal el futuro. Vivo ideándolo, tratando de controlar lo que pueda pasar y me estoy dando cuenta de que eso afecta mi presente: Porque no doy un paso en falso (o no doy NINGÚN paso) pensando en las consecuencias que puedan traer más adelante.
Y así paso los días, los meses y los años, elucubrando las más variadas consecuencias que puedan traer mis acciones o decisiones del presente y, sinceramente, mi cerebro está diciendo basta!
BASTA DE IMAGINAR! Porque a fin de cuentas eso estoy haciendo: Estoy imaginando futuros procesos, acciones y consecuencias sobre decisiones que tengo que tomar en el presente. Y lo peor es que, como no quiero sobresaltos ni desilusiones, todo lo que imagino es negativo y la cabeza me estalla. Y me angustio. Y basta!
De eso me dí cuenta hoy skypeando con mi psicóloga. Y me dí cuenta que todo se remonta a mi vida en Argentina, cuando tenía una vida predecible y más que nada con el trabajo. Mi trabajo a mí me daba identidad (bueh, no sé si eso está bien o mal pero a mí me iba bárbaro y me encantaba y todo era lindo!) y acá vi que en esta ciudad que ofrece todo y de todo, podés dartes lujitos como juguetear con probar hacer esto o aquello, parar de trabajar un tiempo para ver qué es trabajar de esto otro, jugar con tu tiempo… Y eso estuve haciendo hasta ahora.
Y me harté, che. Me har-té. Me cansé de este presente a los saltos que hace que no me sienta preparada para enfrentar un futuro, lo que sea que pase.
Porque en mi trabajo yo decidía todo: qué hacer, cómo hacerlo, cuándo hacerlo y, eventualmente, si hacerlo o no. 
Dejé todo en Argentina para venir a Londres a acompañar a mi esposo que sí tuvo la oferta de trabajo que esperaba y desde entonces, estamos aquí. Yo soy la mujer detrás del hombre acá!
Sé que tengo que sacar fuerzas para olvidarme del futuro que no conozco y concentrarme en el presente. Por supuesto que sé que esta estrategia es la mejor pero cómo cuesta! Es cambiar prácticamente mi estructura de pensamiento! 
Será difícil? Pero espero que no sea imposible!

Andás Por Londres?

O por Cambridge? O Manchester?
Por estas ciudades hay un grupo de friendly people diseminados por distintos puntos y que son muy simpáticos y están para ayudarte, sobre todo para guiarte en las áreas más populares.
Son chicos que hablan más de un idioma y con una sonrisa y muy buenos modales responden tus preguntas, te dan los mejores consejos si tenés alguna duda y te dan un mapa del área donde te los encuentres para que disfrutes aún más de tu estadía en Inglaterra.
Hasta no hace mucho se los podía ver caminando por Oxford Street con su sombrerito y sobretodo negro con vivos rojos,  tranquilamente caminando de a dos de aquí para allá.
Ahora sus atuendos cambiaron y los vivos no son más rojos sino celestes.
Hoy me dí cuenta de ello y al ver que estaban detrás de un mostrador me acerqué y conocí a Lydia.
Hello Lydia!
Muy simpática me comentó todo esto que yo te acabo de contar y le conté que tengo un blog que escribo en español y que pensaba escribir sobre el servicio que prestan.
Le pregunté si podía sacarle una foto y me dijo que sí y me preguntó si no quería sacarme una con ella pero le dije que no, que me interesaba retratarla a ella. Muy contenta accedió y me dio la dirección de email para que le pueda mandar la foto.
Claro! Es que al visitar el website vi que es costumbre que la gente se saque fotos con ellos y te invitan a enviarla y luego la suben!

Querés ver unos ejemplos? Mirá aquí.

Te dejo aquí unos links para que vayas viendo dónde encontrarlos!

El sitio oficial

Dónde encontrarlos

Londres siempre sorprende! Así que ya sabés, si te desorientaste, hay quien te pueda ayudar… y con una sonrisa!

(Eso sí, no preguntes dónde queda la famosa universidad… Parece que hay gente que caminando por Oxford Street cree que va a encontrarla!!!)