Cream Tea Con Luciana

Hace poco me vino a visitar Luciana, la descocada del té de coca (es un chiste, Lu!) y antes de que viniera le pregunté qué quería comer. Como venía a la tarde, me pidió que le preparara un rico té.
Se me ocurrió entonces organizar un cream tea para dos. Qué es un cream tea? Es tomar el té acompañado solamente por scones (preferentemente recién horneados y tibiecitos) untados con clotted cream y mermelada de frutillas o frambuesas.
Clotted cream es una crema con alto contenido graso, espesísima, de una consistencia parecida al queso crema. En Wikipedia busqué la equivalencia en español y me dice que es cuajada y explica cómo se obtiene.

Clotted cream marca Tesco.

Fíjense que es amarilla arriba, por la grasa.
Tenía, entonces, mermelada de frutillas, compré clotted cream en el supermercado así que lo único que me faltaba eran los scones y decidí hacerlos por primera vez.
Busqué una receta básica y antes le pregunté a Luciana si los quería con frutas (o sea con pasas de uva) o plain (sin nada). Me pidió plain, menos mal, porque a mí tampoco me gustan las pasas!!
Los scones se tienen que hacer con atención y respeto. Si uno no les pone atención, no suben y quedan chatos y medio crudos en el medio.
Y un truquito esencial que me pasó Pity: cuando los cortás con el cortador, no tenés que girarlo para que la masa se “despegue”. No. Bajás el cortante hasta abajo de la masa y al scone lo levantás con una palita.
Aquí va la receta:

Ingredientes

2 1/2 tazas harina común (podés usar leudante pero entonces no agregues el polvo de hornear)
3 cucharaditas de polvo de hornear.
1 cucharadita de sal
1 curacharada de azúcar
30g de manteca
180 ml o 3/4 taza de leche
1/2 taza de agua

Procedimiento

– Precalentar el horno a 170°C.

Tamizar los ingredientes secos y agregarle la manteca.

– Con la ayuda de dos cuchillos o una espátula como la que usé yo, cortar la manteca de tal forma que mezclada con los ingredientes secos, quede todo como de una consistencia arenosa.

Agregarle la leche de a poco y seguir mezclando con la espátula.

– Ir agregándole agua de a poco hasta que la consistencia sea como de un engrudo no tan húmedo. Tal vez no necesites todo el agua.

Así.

– Enharinar la mesada o el silpat y amasar con cariño hasta que se haga un bollo liso pero no tanto.

– No usar palote ahora. Aplastar la masa con las palmas de las manos.

  Hasta que se consiga una altura de unos 2cm.

– Cortar los scones.

  Y recordar no girar el cortante!!! 

– Colocarlos sobre una placa y “pintarlos” con leche.

Listos para el horno.

– Hornearlos por unos 15 minutos.

O hasta que queden así de lindos!

Cream Tea is ready!

Hay controversia en esto, pero parece ser que la manera proper de comer un scone en un cream tea es ponerle crema primero y arriba la mermelada. Otros dicen que al revés.

A mí me gusta así.

Y a Luciana también!

Gracias Lu por venir!!!

Raros Comentarios Nuevos

– Sabés qué? Me bloqueó en Facebook! Yo agarré y lo bloqueé también…
– Mirá! Me retwitteó lo que twitteé yo!!!
– Buenísimo! Mi foto tiene 25 me gusta!
– Pero… esta foto de este perro reventado! Quién tiene estómago para subir algo así! Por qué no avisan antes?! 
– No me gusta que me etiqueten sin consultarme! Por eso yo lo seteo para que me pregunte primero…
– Ah no! Si ella me deja de seguir en Twitter, yo también la dejo, tomá.
– Este pibe lo único que hace es compartir fotos de otros y él no publica nada!
– Por qué ella nunca comenta nada? Yo le comento sus fotos, le pongo me gusta y ella…? 
– Bloquealo, haceme el favor, ese lo único que hace es molestar en Twitter!

– Viste lo que escribí en el blog? Bueno, puso un link al post en Facebook y en Twitter, qué divina.

– Aaaaah! Mirá! Había subido esta foto en Twitter y se arrepintió y la borró… Qué tonta, si todos la tenemos en nuestro TL.
– Dale, te lo paso por DM, si?
– Estoy harta de las frases inventadas que Mafalda nunca dijo…
– Qué pesada! Lo único que encontrás en su Face son posters horrendos con frases de auto-ayuda.
– Mirá lo que pinneó en Pinterest. Qué lindo!
– Cuál es tu Face?
Y eso que yo no soy muy tecnológica! Cuáles son tus raros comentarios nuevos más comunes?

Malhumor

Hoy:

– Tengo que ir a devolver una mochila horrible que me compré por correo.
– Tengo que ir a devolver una camisa sin mangas y un pantalón a cuadros. (En qué estaba pensando cuando los compré!?)
– Tengo que volver a casa a almorzar.
– Tengo que bañarme. (Nunca me baño no bien me levanto)
– Tengo que lavarme el pelo, secarlo y peinarlo.
– Tengo que ir a buscar los dulces de leche.
– Tengo que ir a hacerme esos masajes con piedras calientes, regalo de cumpleaños de Florcita.
– Tengo que buscar tiempo para estudiar.
– Tengo que hacer la cena.
Por lo tanto:
– Odio tener que viajar tanto para tanta pavada.
– Odio hacerme malasangre cada vez que tengo que elegir qué ponerme.
– Odio ponerme siempre lo mismo!
– Odio lavarme y secarme el pelo con los días nubladísimos que estamos teniendo. (Bienvenida, Primavera a Londres!)
– Odio querer ponerme zapatos de taco alto y no usarlos porque tengo que caminar un montón y me hacen doler las rodillas!
– Odio que me dé fiaca sacarme el piyamas.
– Odio escuchar el viento porque me sacan las ganas de salir.
– Odio seguir acá sentada, atornillada en el sofá.
Un antídoto urgente para el malhumor, please!!!!!

Tenían Razón!

Hablando con Alejandro hace poco, le comenté que mucha gente me había recomendado ver Downton Abbey en el post sobre las series que estoy mirando. Alejandro me dijo que él tenía los DVDs de las dos primeras temporadas y que me los iba  a prestar. 
La semana pasada nos encontramos para visitar el Museum of London y además de regalarme una Hello!, me trajo el DVD de Downton Abbey, la primera temporada.
Anoche decidimos verla y la verdad… tenían razón!
Es atrapante! Me encanta!
Pero por qué? Ok, es una serie seria, como las que estaba eludiendo ver pero la trama, los personajes, la ambientación, los diálogos… son todos muy buenos!
Trataba de analizarla mientras la veía: Muchas cosas, costumbres sobre todo, eran explicadas por los personajes, por ejemplo: “Girls don’t inherit” (“Las chicas no heredan”) refiriéndose a títulos nobiliarios, una información que se pasó entre dos personajes, cuando en esa época lo sabían todos, fueras de la clase social que fueras, pero para comprensión de la audiencia, bien vale la aclaración. 
Me parece que el personaje de Daisy está para eso, el primer episodio fue ella la encargada de hacer las preguntas pertinentes para que cada miembro de la servidumbre nos cuente qué hace cada uno.
Así y todo, los diálogos que se dan donde se incluye información para el espectador, no suenan artificiales ni robóticos como esas mismas clases de diálogos en las series o películas americanas: Los actores americanos pareciera que recitaran toda información adicional.
De los personajes, Maggie Smith me encanta, es mi favorita. Por ahora.
Hay lugar para el humor, para el candor, para las venganzas y para el romance. Vimos los dos primeros capítulos sin parar y no seguimos porque ya era tarde y había que irse a dormir. Me parece que esta noche miramos otro! U otros!!!
Gracias, entonces, a todos quienes la recomendaron y ahora es mi turno de recomendártela a vos si todavía no la viste!

Más Papistas Que El Papa

Así es, el Papa es argentino. (Los adjetivos gentilicios, en español, se escriben con minúscula. En inglés, no. Te lo digo yo que nunca pongo signos de interrogación ni de admiración al comienzo!)

Fue una sorpresa aunque desde que había sido elegido Benedicto que se hablaba que Bergoglio era el más “papable” y que podría haber sido él. Pues lo es ahora.
Mirá, yo justo estoy lejos de mi país pero más o menos estuve al tanto de las reacciones en general gracias a las redes sociales y pude comprobar lo que para algunos puede ser histeria, para otros una gran emoción o para otros una mera noticia que no tiene nada que ver con sus vidas.
Para mí, que no soy creyente, fue una sensación de sorpresa, de un “mirá vos, eh, qué bien” y nada más. Pero me imaginé la que se venía…
Me alegra por los católicos practicantes la sensación de felicidad que están teniendo ahora. Me encanta que estén alegres y orgullosos. Ojalá les sirva para ahondar y reflexionar aún más en su fe; a querer ser mejores personas; a seguir yendo a la iglesia y a observar y cumplir los preceptos. Bien. Disfruten.
(Aunque pensar que, a partir de ahora, todo en el mundo cambiará para bien sólo por el hecho de que un papa sea latinoamericano o argentino, es ser un poco inocentes. Pero bueno, si lo creés firmemente, bien por vos.)
Pareciera que de repente, son todos católicos, como fanáticos del Papa. Bárbaro. Si eso sirve para que haya gente más buena, denle para adelante. Eso claro, si vos asociás catolicismo con ser buena gente. 
Sin embargo, creo que ninguna religión fomenta el odio así que me parece que, en definitiva, no importa de qué religión seas mientras cumplas con aquella en la que vos fuiste educado y creés. (Ojo que profesar una religión tampoco es garantía absoluta de ser buena persona – Y dije “profesar”, no “practicar”)

Ahora, de ahí a empezar a enojarse con quien no profesa ninguna religión, hay una diferencia. Yo soy atea o agnóstica, como me quieras llamar, yo no creo en ningún dios ni en los ángeles ni en nada pero en nada de lo que me enseñaron en la escuela. En nada. Porque desde que yo corté todo vínculo con la religión en la que me educaron, sentí una liberación indescriptible que me hizo muy bien. Se ve que era lo que necesitaba o lo que a mí me hace bien.
Y así como no creo en un dios ni me caso con ninguna religión, tampoco creo en el horóscopo ni en la numerología ni en la angeología ni en la globología. En nada! No creo en nada!
Eso sí, respeto muchísimo a quien cree y la fe de los demás. Ponele, entonces, que yo creo en quien cree. Porque, por ejemplo, a mí no me sale rezar ni en los momentos más desesperantes. Me pasó con mi hermana y con mi viejo. Yo pedía a quienes eran creyentes que rezaran. No sé si para cambiar el curso de las cosas. Tal vez haya sido para sentir un poco de paz o para que quien la necesitara, tuviera paz.
Entonces, espero que, de aquí en más, todos aquellos que sintieron orgullo de ser católicos argentinos y salieron a festejar y que hace mucho que no van a la iglesia, empiecen a dar el ejemplo pero con acciones. Nada de ir a misa solamente cuando hay un bautismo o casamiento o comunión o confirmación. Nada de acordarse del cura cuando hay un enfermo o un velorio. Espero ver más caridad y más piedad hacia el prójimo.

Vamos! Adelante! A predicar no sólo de la boca para afuera sino con el ejemplo!

Una Madeja Enredada

A veces estoy tan bien,
Estoy tan down.
Calambres en el alma.
Cada cual tiene un trip en el bocho.
(Promesas Sobre El Bidet – Charly García)
Vos te ponés la madeja alrededor de las muñecas y otra persona tira de la lana y va ovillando. Lo podés hacer vos sola también. A veces pasa que se te enreda y es un lío! Me pasaba cuando era chica y estaba aprendiendo a tejer. Ahora ya no. Ahora te hago unos ovillos divinos. Para enredos, está la vida. Mi vida.
Porque últimamente siento eso: Mi vida es un ovillo apelmazado y enredado y no hay forma que lo desoville. Y no es porque no tenga nada organizado sino porque tengo la cabeza llena de preocupaciones, de inquietudes y de ansiedades. 
A mí pensar demasiado las cosas, me paraliza. Termino no haciendo nada. Hago cosas, eh, pero son cotidianas. Me refiero a tomar decisiones. Y creo que tengo que empezar a ovillar de nuevo. 
La vida se me partió en dos cuando me vine a vivir a Londres porque yo en Argentina era yo, mi trabajo era mi identidad. Acá trabajé de profesora de inglés también pero no fue lo mismo. Y desde entonces estoy tratando de encontrar una identidad laboral, si se quiere. Hasta ahora no lo conseguí.
Pero claro, si quiero encontrar razones y justificaciones para el no-accionar puedo estar hasta mañana! Y yo llegué a un punto (anoche, exactamente) en que dije: “Bueno, hagamos algo. Pongamos en orden el bocho”. Porque para ordenar mi vida primero tengo que ordenar mi cabeza. Y para ordenar mi cabeza tengo que diseccionar el ovillo enredado de pensamientos.
La punta del ovillo la encontré ayer justamente. Ayer me enteré de un movimiento que te  propone ser análoga por un día, o sea, desenchufarte de tus aparatos por 24 horas. 
Porque ya vengo pensando hace rato que una de las razones por la que creo que no me siento bien es, justamente, porque mi vida pasa por el mundo digital. En estos momentos soy una observadora de la vida de los otros.
Acá estoy yo, sentada sobre el sofá escribiendo esto para que vos lo leas pero, en realidad, mi vida pasa por lo que veo a través de una pantalla.
Y sabés qué? Me estoy hartando. Me hace mal tanto. 
(Pensar que cuando vivía en Argentina decía: “Yo más de una hora por día no aguanto enfrente de una computadora” – Mirame ahora!)
Entonces empecé a fantasear cómo sería un día sin nada digital: Nada de leer diarios ni blogs ni ver videos ni tele; nada de escuchar música ni buscar información. Pero… el celular también? Y, sí.
Por lo tanto, tendría que elegir un domingo! O un sábado! Cómo hago durante ese día para no hacer nada digital!? Mejor dicho: Qué hago durante ese día para no hacer nada digital!
Pues me las tendré que ingeniar. Plantar una flor en una maceta? Limpiar? Tengo la imaginación quemada!
HELP!

Nunca

 Nunca vi ET.
Horrible ese bicho! No se asustaban los niños!?
Nunca terminé de leer ningún artículo de la Rolling Stone.
Infumablemente laaargos! No me puedo concentrar con tanto “cool”.  
Nunca terminé de leer ningún artículo de la Vanity Fair.

 Esa costumbre americana de llegar al pie de la nota y leer “sigue en página 325”, ponele!
Nunca me hice la rata de la escuela.
 En Argentina, es hacer creer que vas a la escuela pero te vas a otro lado!
Nunca me operaron.

Toco madera!

Nunca jugué al ajedrez.

No sé ni nunca me interesó aprender.

Nunca me hice un tatuaje.

No se me ocurre qué, no soy tan creativa.

Nunca vi ballet en el teatro.

 Creo que me quedaría dormida!

Con qué “nunca” coincidimos? O tenés otros?

Grisines De Queso Para Salir Del Paso

No soy de comer pan con las comidas. Capaz que me como un pan entero (de los de Argentina) antes de almorzar o cenar pero nunca acompañando. Tampoco como grisines. Pero claro, cuando vas  a comer afuera, te traen pan y / o grisines y son una tentación. Para cuando te traen el plato, ya estás más que satisfecha!
Una vez comí unos grisines artesanales, de esos que no vienen en bolsita ni son aireados y me gustaron mucho, no sólo por el sabor a levadura, sino por la consistencia y apariencia: Eran largos, largos y de forma irregular.
Y eso traté de hacer yo hace unas semanas, cuando nos vino a visitar Sir Chandler y familia y mientras los chicos hablaban, la esposa y sus niñas  y yo estábamos en la cocina (Qué cliché! Y justo hoy, el Día de la Mujer, te lo cuento!) y yo amasaba estos grisines rapidísimos, algo rico para ir picando mientras hablás y esperás a que se cocine el pollo en el horno.
Te paso la receta? Salen como más de 30, pero claro, depende de qué tan gorditos, largos o cortos los hagas!

Ingredientes

60g de manteca, derretida
1 cucharadita de levadura seca
2 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharaditas de azúcar blanco
1/2 cucharadita de sal
1 1/4 tazas (100g) de queso parmesano, rallado
3/4 taza (180ml) de agua caliente, no hirviendo ni tibia
2 1/2 taza (375g) harina común

Procedimiento

– Mezclar en un recipiente la manteca, la levadura seca, el aceite, el azúcar, la sal, el queso y el agua. 
– Agregarle la harina.
– Sacarse los anillos, pulseras y reloj y amasar la masa por unos 10 minutos hasta que el bollo sea liso, suave y elástico.
– Aceitar un bowl y poner ahí la masa y dejar reposar por 10 minutos en un lugar cálido.
– Prender el horno a 220°C y enmantecar y enharinar fuentes.
– Cortar la masa en pequeñas porciones y hacer choricitos, como cuando jugábamos con plastilina en el jardín de infantes.

Colocar cada bastoncito o grisín a 1cm de distancia cada uno.

– Hornear por unos 20 minutos o hasta que los veas dorados.

O un poco más que dorados, como me gustan a mí!

– Dejar enfriar un poco y colocarlos en un vaso y servir.

Riquísimos! Ideal para hacer un finde!
Y Feliz Día de la Mujer!

Mis Series Del Momento

Todas las semanas, series. Cortitas, livianas, graciosas. No tengo paciencia ni ganas de ver series serias por el momento. Ya fui fanática de 24 y me banqué hasta el hartazgo las Desperate Housewives, ambas de 1 hora de duración por capítulo. Ahora, Ale se enganchó con Touch y yo, no, gracias.
Me enganché con series de 30 minutos y por ahora estoy conforme con el cambio: Siento que me distraen el tiempo necesario y luego yo puedo seguir con otras cosas o ver alguna película.

Les cuento cuáles estoy viendo?

The Big Bang Theory

Me enteré de esta nueva serie por Ale (obvio!). Al principio pensé que no me iba a gustar pero la verdad, es divertida y si siguen con esta clase de libretos (aunque parece que esta temporada viene medio floja) están en camino de ser un clásico como Friends. Me gusta la irreverencia de Sheldon pero el que más me divierte es Howard y su vestimenta y la mamá!!! Además, como por carácter transitivo conozco algunos geeks, veo muchos tics y formas de pensar de gente que conozco… Así que me río bastante!!
Modern Family

Había escuchado algo de esta serie, leí por ahí que era muy graciosa y le había comentado a Ale por qué no la mirábamos pero todo quedó ahí. En un vuelo vi que pasaban un capítulo y decidí verla. Me pareció muy divertida aunque un poco sobreactuada. Pero de todas formas, insistí en ver todos los capítulos y resultaron tan graciosos! 
Dentro de cierta irrealidad, los conflictos y personajes que se presentan son muy universales y las situaciones, muy cómicas. Sin embargo, me cansa mucho y ya casi ni lo banco al personaje de Manny aunque mi favorito es Jay, el personaje que interpreta Ed O’Neill, el que hacía de padre en Married With Children.

The Middle

Ay, cómo me gustan! Cómo me divierto! Esta serie es TODA graciosa, TODA divertida, desde las situaciones, los personajes, los conflictos… Es tan real! Porque te presenta una familia americana clase media venida abajo, es la familia post crisis y qué bien logrado está todo! Por empezar, los hijos, sobre todo los mayores, los adoro! Axl me encanta: es un adolescente gritón, sarcástico y canchero. Sue, la hermana, todo lo contrario: soñadora a más no poder, optimista hasta el cansancio, una adolescente con la que muchas nos identificamos!
Pero es increíble cómo Michael, el padre dice y hace y piensa tal cual Ale! En cada capítulo algo pasa para que yo le diga a Ale: “Por favor! Eso decís / hacés / pensás vos!”: bien realistas, prácticos y simples. Y a otra cosa.


The Office

Obviamente que lo primero que vi fue The Office, la versión británica, allá por el 2004. Cuando empezó la versión americana, no pensé que iba  a durar tanto y es una serie que realmente es buena porque haber estado tantas temporadas en el mismo contexto y con casi los mismos personajes es un desafío que superan por los buenos libros que tienen.
Para mí siempre fue y es graciosa pero me dí cuenta, al verla con otras personas, que a algunos no les puede sacar ni una sonrisa. Es más, no entienden el punto de las situaciones, del por qué de las actitudes de algunos personajes… Es un humor que te saca risas y hasta carcajadas, sí, pero no con el timing de una sitcom... es diferente. Es para verla y decidir si te gusta o no. A mí me entretiene mucho y me gustan los personajes de Dwight, por ejemplo y Creed, el viejo que es rarísimo!!


30 Rock 

A 30 Rock lo incluyo porque hasta hace un par de meses la veía pero empecé a cansarme un poco. Menos mal que la veo con subtítulos porque si no, no entendería nada! Es que hacen muchas referencias a personajes y situaciones americanas del momento y leer lo que mencionan ayuda a que después hagas un poco de búsqueda o que te acuerdes de algo que leíste.
Como con Modern Family, llegué a esta serie porque la vi en un viaje y me enganché por Alec Baldwin que me encanta como comediante. A Tina Fey la reverencio porque ella es la libretista y salud! Me encanta pero como dije antes, me empezó a cansar un poco. Además del personaje de Alec, Jack, me encanta Kenneth, siempre contento y alegre.
Estas son mis series del momento. Y cuáles son las tuyas?

Quién Es Esa Chica? Es Seelvainilla!

Siempre admiré a la gente que tiene talento artístico, sea la disciplina que sea y mi alma de niña disfruta como tal cuando se cruza con personas que saben ejecutar su inclinación artística tan bien.
Será porque soy una pianista/pintora/cantante/bailarina frustrada?
En todo caso, no sé si soy frustrada porque nunca intenté desarrollarme y no sufro para nada al estar enfrente de una obra de arte, por ejemplo.
Me gustan los cuadros, me gustan los colores pero mi debilidad son los dibujos infantiles. Me encantan y al ser docente de niños, por años me las tuve que ingeniar para dibujar decentemente algún dog, cat, house, boy, girl. Pero cómo me costaba! 
(Es que si dibujás cualquier cosa, los chicos se te ríen en la cara de tus dibujos, no sabés cómo!)
Por eso caí enamorada de las creaciones de Seelvana.
Quién es esa chica?

Seelvana es una talentosa dibujante e ilustradora que dibuja como me gusta:  con colores, mucho detalle, líneas simples, mucho encanto. 

No la conozco personalmente pero hemos tenido algún intercambio de emails, twitter y blog.
Ella me dijo que:
“Realmente de mis estudios te puedo decir que hice 5 años de dibujo cuando era una criaturita y que estudié Audiovisuales. No pude pagar la carrera de diseño gráfico pero lo complementé con seminarios y mucho libro.
En cuanto a logros, pues hacer dibujos y que la gente pague por ellos es un lograzo! También di 2 talleres y es algo que no me esperaba en ab-so-lu-to. 
Hay un libro terminado y otro en proceso, que eso es algo en lo que he trabajado fuerte y por ahí no parece, pero cuando lo miro de lejos pffffuaaaa me supera la idea de que salga un libro. Y más dos 😛 “

O sea, que Seel es talento puro!

 Y además, realiza cursos como este:
Ay, si estuviera allá en esos días… Iría de cabeza!!!
Como podrán apreciar, es un placer ver sus creaciones y toma trabajos a pedido y cuando vi que hacía retratos basados en fotos, no lo dudé. Le envié una foto para que me realizara un retrato y mirá:

Me encantó!

Les dejo aquí el blog de Seel para que vean con sus propios ojos lo que hace esta chica que irradia optimismo y buena onda desde el papel y desde su blog.  Tiene tutoriales, dibujos y hojas de calendario para que te bajes.

Y te prevengo: además de ser muy divertida cuando escribe, tiene lenguaje propio!

Gracias Seelvana! 
La conocían a Seel?