Pan De Polenta

 Rico y fácil!

No hay nada más lindo que hornear pan aunque la preparación lleva su tiempo y su dedicación. Pero si te gusta cocinar, cuál es el problema? Además, perfumás la casa con el aroma más delicioso!
Acomplejada de mi mal manejo de la levadura con los Chelsea Buns, traté de redimirme con este pan artesanal de pocos ingredientes y de sabor muy agradable.
Hacía frío el sábado y habíamos almorzado tarde por lo que no daba para cenar pero sí para comer algo tan rico como insuperable: pan casero calentito con manteca!
(Ah… son gustos que te podés dar cuando vas a correr!!!)
Este pan es fácil de hacer pero hay que amasar y esta vez sólo usé la Chef Titanium para mezclar bien los ingredientes. Después, amasé a mano. Es la mejor manera para hacer un buen pan ya que vas sintiendo en tus manos cómo va cambiando la textura. Muy importante para saber cuándo dejar de amasar y poner la masa a levar.

Ingredientes

7 gramos de levadura seca
125ml de agua de caliente a tibia (o sea, no caliente-caliente)
125ml de leche de caliente a tibia
300g de harina común
85g de polenta
1/2 cucharadita de sal
2 cucharaditas de polenta extra para decorar

 El mise en place listo. Imprescindible para concentrarte.

Procedimiento

– Mezclar la levadura con el agua en un bowl pequeño. Agregarle la leche.
– Cernir la harina sobre un bowl grande. Agregarle la polenta y la sal.
– Verter la mezcla de la levadura, agua y leche a los ingredientes secos mezclados en el paso anterior y mezclarlos bien.
– Amasar por 10 minutos sobre una superficie enharinada hasta que la masa esté suavecita y elástica.

 Nada de amasar con anillos ni pulseras, eh!

 – Poner la masa en un bowl con un poquito de aceite.

 – Dejar levar por 1 hora o 1 hora y media en un lugar cálido o hasta que esté al doble de tamaño.

– Precalentar el horno a 200°C.

– Después de que la masa haya levado a su doble de tamaño, volver a amasarla pero por 5 minutos esta vez.

 – Darle forma de bola y con un cuchillo hacer una cruz.

– Poner la masa sobre una fuente para hornear, cubrirla y dejarla levar por 20 minutos.

– Luego de los 20 minutos, descubrir la masa y espolvorearle la polenta extra (yo de esto me olvidé!)

Acá está más formadito y más lisito.

– Hornear por unos 20 minutos o hasta que el pan suene hueco cuando le damos unos golpecitos.

Listo!

– Servir tibiecito y con muuucha manteca!

 Hay algo más rico?