La Tana En Mí

En Gangi, Sicilia, el pueblo de mi nonno, 2007.

Tano/Tana: 1. adj. Arg. y Ur. italiano ( natural de Italia).

Así como en Argentina a todo español se lo llama gallego, a todo polaco se lo llama ruso, a todo árabe o armenio se lo conoce como turco, a todo italiano se lo llama tano. Pero no es despectivo para nada. Es muy común que haya personas cuyos padres son italianos que tengan como apodo El Tano, La Tana.

(Bueno, ahora no es taaan común ya que no hay tantos abuelos o padres italianos en Argentina… Y los descendientes andamos por cualquier lado!!)

Pero la sangre tana la tengo, prueba fehaciente es mi carácter volátil, porque yo seré un amor (lo digo con sarcasmo!) y muy paciente (reconozco que tengo muuucha paciencia, sobre todo con las personas) pero cuando me enojo, me salta la tanada! Y grito, protesto y/ o lloro y al rato estoy como si nada, se me pasó todo, cero resentimiento y a otra cosa.

Igual, la sangre tira y aunque no haya visto a mi abuela hacer la pastaciutta, he visto a mi madre que no tiene una gota de italiana, hacer fideos caseros cada tanto y recuerdo que me gustaban más que los comprados. Mamá los hacía de morrón rojo o de huevo, y siempre salían riquísimos y más gorditos y eso me encantaba!

El otro día me acordé de que tenía una receta guardada (irónicamente, sacada de una revista de acá) de cómo hacer fideos caseros y puse manos a la obra.

Ingredientes: (para 3 porciones)

300g de harina
3 huevos

Siiiiiiiiiii!! Eso nada más, podés creer! Si querés podés agregarle una pizca de sal, y un poquito de aceite, pero no se necesita nada más!

Procedimiento:

– Mezclar la harina con los huevos y formar una masa tipo engrudo seco.

– Pasarla a la mesada con harina y amasar hasta hacer una bola lisa y suave. Agregar un poquito de agua si fuera necesario.

– Poner en una bolsa o cubrir con nylon y poner en la heladera por 30 minutos.

– Sacar, cortar en cuartos y amasar con palote cada bolita.

Ahí te quiero ver! Porque mezclar, mezcla cualquiera pero acá tenés que amasar como una figlia di putana, porque tenés que lograr que la masa amasada tenga 1mm de espesor o menos! Tiene que quedar como papiros!

– Poner cada “papiro” con un poquito de harina a descansar por otros 20 minutos, luego enrollar como panquequitos no muy apretados y ahora sí, viene la parte más linda! Cortar!


– Hervir de unos 3 a 5 minutos.

Y ya está! Boun appetito!


Quién se anima a hacerlos este domingo!?!