Al Oeste de St Paul’s


Un lindo sábado de sol fue el que pasó, así que decidimos darnos una recorrida por callecitas pocas veces frecuentadas. En este caso, al oeste de St Paul’s Cathedral, catedral famosa si las hay (por ejemplo, ahí se casaron Lady Di y Charles) y de la cual no tengo una sola foto!

Al salir de la estación emprendimos nuestra marcha y notamos las callecitas todas para nosotros, casi estaba todo vacío pero la cantidad de restaurantes pequeños y demás negocios (en su mayoría cerrados) nos daba la idea que durante la semana, el bullicio debe ser grande.

Parecía como caminar por la City de Buenos Aires un día domingo.

Encontramos un lindo parque llamado Postman’s Park.


Se nota que es un parque al que durante la semana mucha gente debe acudir a la hora del almuerzo. Como pueden ver había muchos bancos de madera:

y detrás, unas antiguas lápidas para hacerte compañía…

Y si fumás o querés tirar el chicle que ya no tiene gusto a nada, tenés este tacho de basura especial. (gum= chicle; butt= colilla de cigarrillo)

En el centro estaba esta fuente cubierta de musgo.

Y peces naranjas nadando allí.

Muchos hermosos tulipanes.

Adentro estaba esta especie de refugio que tenía muchas placas conmemorando gente común que había dado su vida por otros, habiendo ayudado al prójimo.

Fue idea de un pintor victoriano, G.F Watts que había sido conmovido por la historia de una mucama llamada Alice Ayres que había muerto después de salvar a los tres hijos de sus patrones de la casa que se incendiaba.


A la muerte de este artista, su esposa siguió agregando nombres pero la idea no terminó de ser del todo popular y se abandonó. Es así que todavía hay placas vacías, sin escribir.

Algunas de las placas.

Lo que me sorprendió de esta parte de Londres es la cantidad de pasajes angostos, casi oscuros que nos encontramos.

Por ejemplo éste:


Y al salir te encontrabas al costado con un pub:

The Old Mitre.


Para nosotros podría ser traducido como “El Viejo Mitre” y recordarnos al prócer, pero en realidad mitre en inglés es el sombrero que usan los cardenales o arzobispos.

Este edificio color terracota se llama Cutler’s Hall. Antiguamente se hacían aquí cuchillos y tenedores y los frisos muestran a las personas fabricándolos.

Detalle.

Pasamos por The Old Bailey, o sea, Tribunales. El edificio antiguo es gigante, muy alto y tiene una parte moderna al lado.

La parte de arriba.

La puerta principal.

Esta es la parte moderna.

Esta es una iglesa muy bonita

St Sepulchre’s.

Y tiene en su esquina lo que se considera el primer bebedero, instalado en 1859.

Ahora tiene dos tacitas de metal con cadenas. A lo mejor al principio no, porque la leyenda dice “Reemplace la taza”.

Este edificio tan abandonado, tan sucio por fuera, pero tan bonito, era parte de Smithfield Market.


La puerta que ven a continuación es la puerta de Gresham College, una especie de universidad abierta para todos. Fundado en 1597, lo que se hace desde entonces es pagarles a catedráticos eminentes en algunas disciplinas (astronomía, teología, geometría, leyes, física, retórica y comercio) para que den clases al público en general, en forma gratuita.


Siguiendo por esa misma calle se ven a ambos lados estos lindos edificios.

Estilo Tudor.

Estilo Victoriano.

Llegamos a la casa de Dr Johnson, famoso poeta y lexicógrafo, quien compiló el primer diccionario.

La casa de Dr Johnson.

La casa se encuentra en un lugar llamado Gough Square:

Foto sacada desde la casa de Dr Johnson.

Era hora de descansar un poquito… Pero no nos dieron muchas ganas de sentarnos por aquí… La vista no ayudaba al descanso… 😉

Lápidas por donde mires!

Y algunas cosas que encontramos en nuestro camino:

Un antiguo teléfono gratuito para que la gente llame a la policía.

Fachada de una comisaría. Me gustó ese antiguo adorno (no sé si es una lámpara) que dice POLICE.

Ruinas de un convento medieval de Carmelitas encontrado de casualidad a principios de siglo.